Inicio » Zona Oriental » Manga » El viaje sin retorno de Midori

El viaje sin retorno de Midori

Ecc comics nos trae de vuelta la historia de Midori, la niña de las camelias. Acompáñanos a ser parte de la vida de Midori y sus vivencias.

Tiempo de lectura: 7 minutos

Escrito por Inkat el 07/12/2021

Midori fue una historia narrada de boca en boca entre la era Meiji y la era Showa, al día de hoy es reconocida por su versión de manga, creada en 1984 por Suehiro Maruo, además de contar con una adaptación al cine en 1992, dirigida y producida por Hiroshi Harada.

Tanto el manga como la película pertenecen al genero demográfico “Eroguro”, que hace referencia a un movimiento artístico nacido en Japón, que mezcla los conceptos de “ero”, relacionado al aspecto erótico y lo “guro”, en referencia a lo grotesco.

En los tiempos que corren, la historia de Midori es catalogada como “prohibida”, haciendo alusión a las censuras que sufrió su película, haciendo, para los que gustan de historias macabras y torcidas, una obra obligatoria. Actualmente, su licencia está disponible en español por ECC.

Argumento

Midori: la niña de las camelias, nos narra la historia de Midori, una infanta de 12 años que perdió a su madre y padre. Al no tener un rumbo fijo en su vida, y al carecer de cuidados básicos, Midori es persuadida por las falsas promesas de un hombre, quién enfoca sus promesas en ausente seguridad de la niña.

Detrás de estas promesas, la intención del hombre es convertirla en una artista callejera, e incluirla en su circo lleno de gente extraña, haciendo una referencia a las películas antiguas donde este estilo de obra circense era catalogado de “Freak Show”.

Este estilo de vida hace que Midori lleve una pasar difícil entre las personas que ahí participan, pensando constantemente en morir y tener recurrentemente, la idea de que debe decidir firmemente que hacer con su vida.

La historia gira en torno a la soledad de Midori, quién siendo una niña, se ve envuelta en una serie de episodios traumáticos para alguien de su edad. Los abusos que sufre por parte del resto de las personas que participan en el circo, son simplemente inhumanos, yendo desde el abuso físico y sexual, a lo laboral y psicológico.

La vida de la niña se ve completamente brutalizada por todos a quienes, en ese entonces, comprenden su entorno y una especie de “familia” simbólica. Esto es la real barrera de Midori, no tiene donde ir y no tiene a quien acudir, por lo que solo tiende a agachar la cabeza y aceptar una realidad que por más que quiera, no puede salir.

La vida de la niña es una montaña rusa emocional, llena de tristezas y desgracias interminables. En cierto punto de la historia, su vida toma un tinte algo mejor gracias a un personaje externo al circo, quién le ofrece la contención emocional que ella requiere.

Este personaje, presentado como un mago occidental, se vuelve cada vez más complejo, dejando la idea para el lector, de ser alguien capaz de poder moldear la realidad que se vive alrededor. Si dejamos de lado lo turbio de que un hombre adulto tenga una relación amorosa con una niña de 12 años, este personaje es pieza clave para que el ciclo de tristeza termine, o quizá no.

Aspecto técnico

Este manga está lleno de escenas grotescas que a más de un lector le debe hacer apartar la mirada de sus viñetas, pero apartando el aspecto visual y argumental que la historia genera, nos topamos con una narrativa muy espontanea.

En más de una ocasión, el autor dibuja sucesos que parecen independiente de otros, entregando la sensación de que no hay una correlatividad a la historia, recurriendo a diversos saltos temporales que no son notoriamente específicos, por lo que se vuelve necesario releer un poco antes de continuar.

Es dibujo es simplemente magnífico, logra trasmitir todo lo que busca, asco, tristeza y viñetas sólidas que representan muy bien el sufrimiento que sufre nuestra camelia.

Uno de los puntos más fuertes de esta historia es el sub texto que se puede descifrar con respecto a la imagen de la “familia”, o la importancia que esta tiene.

A pesar de todas las atrocidades que vive Midori dentro de esta barraca, en algunos puntos de la historia podemos ver ápices de empatía por algunos miembros de esta “familia”, sobre todo cuando llega el punto más alto de la independencia de Midori.

Lo más curioso es que la misma protagonista termina por agradecer el tiempo que pasó allí, seguramente debido al clásico carácter japonés, haciendo que esta demostración de gratitud fuese una mera formalidad, pero aún así, el gesto no deja de ser curioso.

Da para pensar que de pronto, la niña puede aceptar a estas personas como una familia, a pesar de odiarlos profundamente, a pesar de saber que nada justifica las atrocidades que vivió allí. Esto entrega también una idea de crecimiento de Midori, no solo en lo físico, sino que también en la maduración mental.

Últimas palabras

Este manga nos entrega un viaje sentimental lleno de terror que fácilmente podría ser descrita como “terror psicológico”, quién se da el tiempo de leer la obra, debe tener en consideración que no es algo fácil de digerir.

Su crudeza, que se extiende por cortas 168 páginas, son más que suficientes para entender la imagen cruda de la vida para una niña huérfana rodeada de gente mala. Sin lugar a dudas, requiere una recomendación para mayores de 18 años (+18).

Aun así, debemos apreciar el valor histórico tanto del manga como de su adaptación al cine, teniendo en consideración que las obras clásicas de las diferentes culturas, no nacen siendo clásicas, sino que su audiencia colabora en que se conviertan en una, en este caso, para bien o para mal, Midori es sin duda un clásico.

Conclusión y opinión personal

A modo de opinión personal, considero que este manga es bastante recomendable para gente que guste de historias macabras. En mi caso persona, me hice de una copia solo porque conocía su nombre, no tenía idea de su contenido. La primera vez que lo leí, fue bastante impactante, más que nada por su crudeza.

Viñetas de desnudos y escenas grotescas que no dejan nada a la imaginación, además de diálogos llenos de sarcasmo y maldad, sobre todo al hablar con la niña. Todos estos factores causaron que la lectura fue lente en mi caso.

Pero al reseñar y releer la obra, pude sacar más de un detalle que pasé por alto la primera vez, sobre todo en el mensaje detrás de la obra, del cual no haremos mención para evitar el spoiler.

Una obra diferente, que se alimento por cientos de años de historia y que pudo ser llevada al papel por alguien que encontró la manera perfecta de transmitir la crudeza del relato, de manera que ningún lector quedara indiferente.

¡Nos leemos luego! 🖤

Punpunia.cl
7.5/10
NOTA FINAL
La historia de Midori, no apta para todos los estómagos, pero con un innegable valor

Sobre Inkat

Entusiasta del terror y el manga, estudiante de creación audiovisual

Te puede interesar

Encuentra toda la información que necesites de nuestro sitio aquí
X