Inicio » Noticias » Vídeojuegos » Impresiones: Nightmare Reaper

Impresiones: Nightmare Reaper

Prepárate a enfrentar a tus más profundas pesadillas con Nightmare Reaper, un FPS Retro que te mantendrá muy entretenido.

Diego Sandoval Escrito por Diego Sandoval
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
¡Hey, tú! Evalúa esta nota para seguir mejorando ♥
Cargando...

Gracias a DOOM (2016) y DOOM Eternal, los FPS están viviendo un renacimiento de parte de los creadores del género (Id Software), junto con estudios y editoriales independientes cómo la renacida 3D Realms y New Blood Interactive. Esta nueva ola de FPS toma la fórmula que hacía funcionar tan bien a estos juegos en los 90 ‘s y lo mezclan con las posibilidades de ahora para seguir innovando, incluso han sido bautizados con el nombre de boomer shooter. 

El día de hoy hablaremos de Nightmare Reaper, un nuevo FPS que forma parte de esta tendencia. El juego está desarrollado por el estudio indie Blazing Bit Games y actualmente se encuentra en Early-Access en Steam y GOG, ósea que aún está en desarrollo. Aquí, en Comiqueros, daremos nuestras impresiones y qué tal está el juego actualmente. 

Vive la pesadilla , duerme, y vive otra pesadilla

En Nightmare Reaper encarnamos una mujer que se encuentra atrapada en un hospital psiquiátrico, no se nos da, inicialmente, ninguna información sobre ella, ni siquiera su nombre. Esta mujer, cuando duerme, es transportada a un mundo oscuro donde debe hacerle frente a unas bestias salvajes, y solo se puede defender con sus armas. 

La historia se nos describe de forma muy ambigua y, a medida que avanzamos en el juego, iremos consiguiendo respuestas sobre esta misteriosa mujer.

Desgarrar y destrozar miedos

El juego funciona así. Empezaremos en un nivel de tutorial en el que se nos introducen todas las mecánicas del juego, luego de terminar ese nivel despertaremos en una habitación de hospital. Ahí podremos revisar nuestro entorno y ver documentos que hablan de nuestra situación mental. Cuando queramos podemos ir a dormir para iniciar la verdadera faceta del juego.  

Estando en el mundo de los sueños, el juego se convierte en un un FPS Retro que combina roguelike, es decir, cada uno de los niveles se generan aleatoriamente y al morir tendremos que empezar de cero la etapa. Veremos enemigos de aspecto grotesco que debemos despachar lo más rápido posible con nuestra armas. 

Inicialmente tendremos dos espacios para portar armamento, pero a medida que progresamos, podremos llevar más.

Con respeto a las armas, en la obra hay un sistema de botín muy interesante en el que conseguiremos muchos de estos elementos, cada uno tendrá su cualidad y nivel de rareza.

De momento, se promete que el juego final contará con 80 armas y estas se dividirán en cinco categorías: Cuerpo a cuerpo,  armamento ligero, armamento pesado, misiles, y  magia. 

En el Cuerpo a cuerpo encontraremos armas blancas, espadas, y otros objetos contundentes; el armamento ligero consta de pistolas, metralletas, y rifles; el armamento pesado se compone de escopetas y, finalmente, la magia, que cuenta con libros y báculos que tiran diversos hechizos y ataques elementales que recuerdan a las magias que salían en Heretic y Hexen

El gunplay, que vendría a ser el término que emplea a la hora describir la sensación de disparo en un FPS, es muy satisfactorio en varias armas, aunque algunas, como ciertos rifles, no se sienten tan potentes, así como algunas magias. 

El diseño de los niveles sigue el mismo principio de los FPS noventeros, específicamente tomando cómo mayor referente a Wolfenstein 3D y Rise of the Triad. La inspiración de Wolfenstein 3D viene por la forma de progresar en los niveles y conseguir muchos tesoros, en cuanto a Rise of the Triad, este viene por lo plataformero, los niveles con trampas y el uso de power-ups.

El diseño de los niveles cumple, aunque a veces uno llega a confundirse en buscar el camino a seguir ya que el mapa no es tan visible a veces. Quizás dar más posibilidades de visualización a la navegación (cómo lo hacen juegos cómo The Binding of Isaac) ayudarían a mejorar la experiencia. 

Cada vez que morimos, volvemos a la nuestra habitación y perdemos todo el proceso acumulado en el nivel. Tendremos volver a dormir para comenzar de nuevo, pero la etapa será completamente distinta.

Si terminamos el nivel, nos premiarán con la elección de una sola arma para conservarla permanentemete, mientras que el resto se transformará en oro, lo cual puede ser llegar a ser frustrante, pero también es una buena forma de incentivar la búsqueda de Botín.

Con respecto a la recolección de oro y tesoros, todo el dinero que recolectamos se debe usar para conseguir diversas cualidades por medio de un interesante árbol de habilidades. La progresión se consigue a través de un mini juego que recuerda mucho a Super Mario Bros 3, tenemos un mapa que recuerda a ese programa y para conseguir cada mejora debes pagar una cuota, entrar al nivel, superarlo y conseguir la habilidad.

Es una forma interesante para conseguir mejores poderes y el minijuego no se siente que rompa el ritmo de juego, pero sí te cansa. Si este es tu caso, puedes desactivar esta faceta en las opciones y solo pagar por la habilidades. 

Jugablemente es un producto que respeta todo lo que esperaríamos de un FPS de vieja escuela y de un roguelike, pero al estar en early-access, hay cosas que se deben depurar para que el producto funcione. Faltan niveles, hay bugs, problemas de balanceo, pero la entrada inicial es muy decente.

La visualidad de la angustia

Nightmare Reaper usa el Unreal Engine 4, aunque apueste por el pixel-art y gráficas retro para respetar el legado del cual se inspira, aprovechando las virtudes de este motor gráfico para crear mejores efectos visuales y de iluminación. Para hacernos una idea, el juego recuerda a Octopath Traveller en ese apartado. 

El pixel-art no se sentirá tan detallado cómo en otros videojuegos Indie, pero se puede justificar porque los sprites recuerdan al estilo de Wolfenstein 3D.   

La música del delirio

La banda sonora está hecha por Andrew Hulshult, que hoy por hoy es una eminencia en componer música para FPS. En la reseña de Dusk hablamos de su trabajo y su amplio currículum, incluso será el compositor de los DLC para Doom Eternal. Para esta obra, se apuesta por música ambiental y heavy metal industrial para cada combate que acompaña bien el feeling del programa. 

Despertando otra vez

Así como está, Nightmare Reaper cumple su finalidad de entretener, tiene sus detalles, pero cómo juego en desarrollo va bien encaminado. Si tienes interés en probarlo, puedes conseguirlo a buen precio en Steam y GOG. Apoyar este proyecto sería hacerles un buen favor a los desarrolladores. También cuentan una cuenta de Twitter y un servidor de discord donde comparten los avances del juego y reciben feedback.  

Siempre lo mejor que se puede hacer es hablar de estos trabajos para darlos a conocer, así, de esta manera, le daremos la posibilidad de que más talentos sigan ejerciendo su pasión.

Dato interesante: en el juego es posible encontrar el famoso cuadro del niño que llora.

Diego Sandoval
17 publicaciones.

Sobre Diego Sandoval

Conocido también como Dr. Cayman en la web. Soy un amante del arte en todas sus corrientes y por sobretodo del videojuego. Actualmente me dedico al arte digital y al Gamedisign. Puede que en una vida pasada pude haber sido un doctor de la plaga o un loco de remate.