Inicio » Noticias » Cómics » Cómic Internacional » Secret Wars, el fin del Universo Marvel

Secret Wars, el fin del Universo Marvel

Jonathan Hickman y Esad Ribic relatan el fin de todo el Universo Marvel en esta epopeya dimensional llamada Secret Wars

VladMIR Escrito por VladMIR
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
¡Hey, tú! Evalúa esta nota para seguir mejorando ♥
Cargando...

El año 2015, se cumplieron 30 años de la mítica Secret Wars de Jim Shooter. Marvel decidió realizar un gran evento de las mismas características, pero más complejo, es decir, un gran crossover que abarcara la casa editorial completa, además de varias miniseries paralelas y complementarias.

Jonathan Hickman sería el encargado de tamaña empresa y en los lápices estaría Esad Ribic. Constaría de 9 números, un preview y una ingente cantidad de miniseries, que reemplazarían temporalmente a las series oficiales de la editorial.

Antecedentes

Los distintos universos existentes comienzan a chocar, provocando la destrucción paulatina del multiverso. A estos eventos se le denominó incursiones. En New Avengers, los Illuminatis buscarían todos los medios posibles para salvar el nuestro universo, mientras que en Avengers comenzaría la trama de los beyonders. Después de varios eventos editoriales, la creación de nuevos villanos, una saga que caía en el detrimento moral de algunos de los principales protagonistas, comenzaría el macroevento Secret Wars.

EL FIN DE TODO

La defensa desesperada

La historia comienza mostrándonos los últimos dos universos existentes. Tienen conocimiento que la incursión es inminente y para salvar su propio universo, deben destruir completamente al otro.

Por el universo Ultimate, Nick Fury y Tony Stark encabezarán la confrontación, y a su vez Creador, en alianza con la Cábala, hace planes paralelos para la salvación.

Por el universo 616, Reed Richards junto a T’Challa, desarrollan planes de salvación para la especie humana, mientras todo el plantel de superhéroes defiende desesperadamente su propio mundo.

Una confrontación apoteósica, con la existencia del mundo y el universo en juego. Destrucción y muerte a mares, acción vertiginosa sin pausa. Cada segundo es importante, cada héroe tendrá injerencia en la batalla. Pero al final, el resultado es el mismo, la incursión provoca la destrucción de los dos últimos universos, dejando solo el vacío.

En un número, se acaban 56 años de historia Marvel.

RIP

Dios Emperador Doom

Con una nueva existencia, un nuevo universo, se conforma un cuerpo de policía formado por Thors que, a la vez que celebran un rito de iniciación para su nuevo miembro, introducen los elementos de este extraño y desconocido mundo.

Doom es Dios en este mundo que llaman Battleworld. Formado por diversos reinos que representan los universos perdidos, cada uno dirigidos por un barón, que es un personaje reconocible de antiguos mundos.

Una acusación, un juicio y una sentencia, la palabra de Dios es infalible y el castigo es la muerte en vida. Así nos presentan el funcionamiento de este mundo compuesto por cenizas del pasado y residuos de universos destruidos.

Inclínense ante Doom

El descubrimiento de una nave de origen desconocido, traerá confusión al Battleworld, más cuando del interior salga el grupo formado por la Cábala. Esto provocará que Stephen Strange (alguacil de la ley y mano derecha de Doom) deba abrir su caja de pandora: otra nave del antiguo universo descubierta años antes, la que integraban Reed Richards y compañía.

Una Nueva Esperanza

Strange les explica que junto con Doom y Owen Reece estuvieron en el fin de todo y en el vacío de la existencia, de la cual lograron tomar el poder de la creación. Con los restos que encontraron de los universos destruidos, lograron armar la existencia de Battleworld.

Es fácil de explicar, Reed. Él es muy, muy bueno interpretando a Dios.

Stephen Strange

Los recién despertados se niegan a reconocer esta nueva realidad, Richards jamás aceptará aun Dios Doom. El encuentro entre la Cábala y los Thors, llevará a nuestros héroes a una batalla de tres bandos.

Dios Doom hará acto de presencia con su omnipotencia, para repetir por enésima vez una de sus frases clichés, en una expresión que todo artista que se precie, ama retratar.

Richards

Strange, ante la inminente muerte de los recién llegados a manos de Doom, los teletransporta a diferentes regiones, lejos de las manos vengativas de Dios.

Derrocar al Dios Emperador Doom.

Repartidos por diferentes dominios, nuestros héroes y villanos formarán una gran alianza con un objetivo común: tomar el poder de Doom. Los líderes de la oposición serán Reed Richards y Creador, que urdirán planes dentro de planes, tomando el control de armas y ejércitos con miras a la batalla final.

La gran confrontación se desarrolla en los últimos 3 números, donde veremos el resultado de las grandes alianzas y estaremos llenos de espectaculares momentos decisivos y de fanservice. Thanos, Capitán Marvel, los Thors, Ben Grimm, la Ola de Aniquilación, Galactus, los Guardianes de la Galaxia, los Richards, Black Panther, Namor, Spiderman, entre muchos otros, son parte de una sola ofensiva como un gran espectáculo, una orquestada obra de teatro dirigida contra Doom.

Portada último número

La gran y definitiva confrontación entre Reed Richards y Victor Von Doom, será una batalla que sobrepasará los límites de sus intelectos y forzará los estados emocionales de ambos al revisitar sus confrontaciones desde tiempos de Stan Lee. En términos coloquiales, se sacaron todos los trapos sucios al sol.

En el clímax de la historia, no se deja nada al azar. Todos los personajes tienen una función en esta gran obra y hechos ocurridos en los primeros capítulos, tienen repercusiones inesperadas en el final de esta epopeya.

Reed vs Doom

Esad Ribic

Una de las cosas que más se agradece en un macroevento, es la consistencia del dibujo y, más aún, la continuidad del dibujante.

Ribic es de los artistas que plasma una obra en cada viñeta. A sus dibujos les da un carácter voluminoso, genera la impresión de trascendencia de la historia. Lo que vemos es la sombra de algo mucho mayor de dilucidar.

En Secret Wars se luce al construir y diseñar este nuevo mundo, que nos trae reminiscencias del anterior pero no similitudes. Cada escena de acción plasma el sentido de magnificencia que impregna Hickman a sus historias.

Pero el defecto que tiene Ribic, es el rostro de los personajes: las expresiones son confusas y a veces deforman la postura corporal.

Como dato, fue Hickman que pidió al dibujante croata y quien debió convencerlo de trabajar para este macroevento.

La gran despedida

Después de su magnífica etapa en Los 4 Fantásticos, Jonathan Hickman toma el año 2013 la dirección de Los Vengadores. Cambiando drásticamente el tono urbano y emocional de Bendis, enmarcó a los héroes más poderosos de la Tierra en una epopeya espacial y multidimensional.

Portadas de Simon Bianchi

Un autor que entró tímidamente con una serie segundaria (Secret Warrior), con personajes desconocidos, termina realizando un magno macroevento con todo el plantel Marvel a su disposición. Hickman sale de la editorial por la puerta ancha y con fanfarria.

Se cree que la preparación de Secret Wars comienza en Avengers, pero el macroevento se transformará en el cierre de su etapa en Los 4 Fantásticos, incluyendo varias aristas que dejó inconclusas en su momento, pero que ahora tuvieron explicación.

Secret Wars fue publicada por Panini y OvniPress. La versión grapa de Panini es muy difícil encontrar, pero la editorial ya anunció el recopilatorio. Smashcomics de México sacó una edición deluxe, pero tiene el defecto de incluir el preview al final de la historia.

VladMIR
18 publicaciones.

Sobre VladMIR

Opinólogo de nacimiento, Criticón de alma, Troll ocasional. Lector desde mi tierna e inocente infancia. Digievolucioné de maravillado a snob mediante el cine y los comics. Crecí al cinismo cuando descubrí a Terry Pratchett. Y en los comics Marvel patea a DC.