Inicio » Noticias » Vídeojuegos » Reseña: Hollow Knight – Calidad y cantidad en la cima del desarrollo indie

Reseña: Hollow Knight – Calidad y cantidad en la cima del desarrollo indie

Team Cherry sorprendió con Hollow Knight, dándonos uno de los mejores juegos de la década pasada con increíbles mecánicas y montón de contenido extra.

Tiempo de lectura: 6 minutos

Escrito por J Martínez el 19/02/2020
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
¡Hey, tú! Evalúa esta nota para seguir mejorando ♥
Cargando...

Creo que Hollow Knight ya no es un desconocido para nadie, ya que a pesar de ser un juego independiente se ha hecho de un renombre importante siendo para muchos un juego casi perfecto. Esto porque el título desarrollado por  Team Cherry desarrolló e implementó todas los aspectos del juego con un tacto, un sentido y una precisión que ya desearían los títulos de cualquier gran compañía. Pero, ¿qué es lo que hace tan bien que muchas personas creen que es uno de los mejores juegos de la década pasada?

Técnicamente impecable y poco común

Visualmente Hollow Knight es una joya. Aunque evidentemente no estamos en presencia de un título hiperrealista, tampoco hace la misma apuesta que la mayoría de los indies hacen (y esto es algo que aprecio mucho, porque tanto pixel art a veces me marea). Todo el juego está visiblemente dibujado a mano, lápiz, papel y posteriormente digitalizado para ser coloreado. Además, al más puro estilo Dark Souls, cada área, enemigo y objeto nos contará parte del lore del juego, por lo que el detalle y la coherencia entre cada elemento visual será de lo mejor.

Todo esto se ve sumamente ayudado por la temática del juego; un mundo de bichos. Esto le permitió al encargado de las visuales ser sumamente simplista a la hora de diseñar los personajes (pero sin escatimar en detalles). Así, encontraremos polillas, mantis religiosas, escarabajos y hasta orugas como personajes/enemigos del juego y por más extraño que pueda sonar, funcionan de maravilla para hacer sentir que el juego es gigantesco, variado y épico.

Para redondear el aspecto gráfico tenemos las animaciones, que son perfectas. Aun cuando son muy simplistas y consisten de pocos frames (en una entrevista se dijo que se demoraban 45 minutos aproximadamente en animar a un enemigo normal), funcionan muy bien tanto a la hora de los combates como cuando debemos hacer plataformeo, dándole una fluidez tremenda al título.

OST épico

La banda sonora de Hollow Knight es increíble. Es apenas el segundo OST que guardo en mi música personal, y hay canciones que aun me dan escalofríos al escucharlas. Todas las piezas compuestas por Christopher Larkin están cuidadas en cada nota, medidas a la perfección para cada momento en el que aparecerán y están ejecutadas a la perfección. Así, tendremos canciones muy ambientales (pero muy bonitas) cuando estemos explorando Hallownest y canciones épicas que nos pondrán la piel de gallina cuando nos toque combatir contra algún jefe.

Los efectos de sonido están bastante bien, aunque no van a deslumbrar en demasía ni destacar demasiado, sólo están ahí, funcionando. Lo que sí destaca mucho y nos llamará la atención de inmediato son las voces de los personajes, ya que el reino tendrá su propio idioma. Ahora, no es algo que tengamos que aprender ni tampoco es nada detallado a la locura, es sólo el increíble detalle de que las voces de los personajes no estarán en ningún idioma conocido. Por lo demás… ¿un juego indie en el que los personajes tienen voz? Eso, definitivamente, no se ve muy seguido…

Contenido para llenar 10 juegos

Pero, aun con todo lo dicho hasta ahora, es indudable que lo mejor que tiene Hollow Knight es su cantidad de contenido y mecánicas.  Y ojo que ninguna de estas se siente que está solo para rellenar como ocurre con muchísimos juegos AAA en la industria, sino que todo está ahí por un motivo, ayudando a que el juego se sienta más completo.

Lo primero que se destaca instantáneamente es la exploración que nos permite hacer el juego. A pesar de que las primeras 2-3 horas serán bastante lineales y será difícil perderse, después de que llegamos a cierto escenario el juego se abre a niveles de locura, permitiéndonos explorar prácticamente cualquier lugar que queramos a excepción de algunos lugares específicos en los que necesitaremos una habilidad que más tarde obtendremos.

Para soportar esta increíble exploración tenemos dos aspectos importantes: las nuevas habilidades y un mapa gigantesco. Las primeras habilidades las iremos descubriendo de a poco y nos irán sirviendo para avanzar en lugares que, en principio, estarán bloqueados por algún elemento del mapa. Lo segundo se hará sentir a medida que llevemos 10-11 horas de juego y sigamos descubriendo áreas nuevas y secretas. Un detalle más que notable es que el mapa tendremos que ir “dibujándolo” nosotros a medida que vamos avanzando, pero sólo si es que encontramos al personaje que nos vende los mapas de cada área…

El título está lleno de secretos, pero a diferencia de lo que creo que ocurre en otros juegos como Hyper Light Drifter, aquí ninguno es necesario para terminar el juego (aunque sí lo son para encontrar los demás finales). Desde mejoras para nuestro personaje, pasando por zonas completas, hasta batallas épicas contra nuevos jefes (u oleadas de enemigos) estarán ocultas a nuestros ojos. Esto, evidentemente, también ayuda a la exploración, ya que a veces por explorar algún secreto que encontremos terminaremos encontrando otro más grande.

Pero absolutamente nada de lo anterior funcionaría tan bien si el combate no fuese tan perfecto. Aunque parte increíblemente simple (un solo botón para atacar), terminaremos con una complejidad impresionante que hace que el combate sea muy ágil, desafiante y extremadamente entretenido. Los combates contra los jefes nos pedirán toda nuestra concentración, además de un dominio total de las habilidades que también se usaban para explorar. Este método también se ve beneficiado por el sistema de amuletos que nos darán ciertos beneficios en los combates, como más rango, más daño o que los enemigos suelten más “dinero” al morir.

Conclusión

Jamás esperé que Hollow Knight me gustara tanto. Creo que es imposible que un juego tan grande, completo y depurado haya salido de un estudio de apenas 3-4 personas. Pero el juego existe y es prácticamente perfecto; es la evidencia de que cuando hay recursos y gente que quiere hacer las cosas bien, lo más probable es que las cosas salgan increíblemente perfectas. Y es que el título prácticamente no tiene puntos bajos, ni en sus aspectos técnicos ni en sus mecánicas.

Ni siquiera alcancé a hablar de la historia del juego, que es increíble y está llena de detalles que han lanzado a la fama a varios canales de Youtube. Tampoco mencioné el coliseo ni los 4 DLC… ¡que salieron gratis!. Porque es imposible hablar de todo lo que Hollow Knight tiene para ofrecer, porque cada vez que das un paso más te sorprende con otro secreto, e incluso cuando crees que lo has terminado, sólo has descubierto una capa de las muchas que posee este increíble título que todos deberían jugar y terminar.

Por lo demás… ¿$7.500 por un juego en el que tengo 52 horas y no estoy ni cerca de completar? ¡Es prácticamente un regalo!

Recuerda que puedes ayudarnos dando una pequeña donación.

¡Muchas gracias!

68 publicaciones.

Sobre J Martínez

23 años. Holi, no sé que más poner

X
No olvides leer nuestra última revista digital