Inicio » Noticias » Cine y televisión » Los puntos débiles del MCU – Parte 3: Los personajes

Los puntos débiles del MCU – Parte 3: Los personajes

Terminamos esta revisión del actual repertorio del Universo Marvel, haciendo mención a esas figuras que dieron forma y motivo a la franquicia.

Avatar Escrito por Ezequiel Urrutia
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando...

Hay quienes dicen que una buena historia no sería tal sin unos buenos personajes, y hasta cierto punto, el Universo Marvel cuenta con estos elementos. En parte, por tener un buen set de actores tras sus encarnaciones.

Lamentablemente, este recurso no aplicaría para todos, especialmente en sus antagonistas, piezas que deberían correr, mínimo, al mismo nivel que sus contrapartes. Eso sumado a personajes cómicos con líneas interesantes, pero que nunca fueron más allá del chiste del día.

Pero, ¿por donde empezar? ¿Quizá por quien cerró el camino que anteriormente había empezado?

Legado

Iron Man sería la representación más literal del Viaje del Héroe y del Areté Homérico (talento puro), arco con el que te puedes llevar más de un asombro, así como más de un disgusto.

Sí, no es secreto que el ego de Stark es desmesurado. Pero al menos, de dicho elemento saldría este proceso de superación, reforzando su relación con Pepper, con Peter (a quien entrena), y por supuesto, con su hija, por quien da todo.

Otro punto interesante de esta interpretación saldría del tiempo en que estaría en esa cueva, que filosofando un poco, haría su guiño a la Cueva de Platón, en el sentido que dicha experiencia lo haría ver la realidad. Pero que a su vez, retoma esos hábitos nacionalistas del cómic estadounidense, al poner a los islámicos como meros genocidas (originalmente, los comunistas).

Pero saltando esa parte, lo valioso de su personaje vendría de su afán por proteger a los suyos, usando su don para algo más que el lucro.

Capitán América

Ahora, dicha premisa contrastaría por completo con la figura de Steve Rogers. Un guiño al Areté Hesiódico (esmero y compromiso), concepto que se complementa con el dilema de estar fuera de su tiempo, adaptándose a la vida del siglo XXI.

Esta idea se luce al contraponer lo tajante de sus principios en un periodo tan relativista, donde la doble, hasta la triple moral, se ha normalizado a tal grado que resulta difícil confiar, así como llegar a acuerdos.

Pero al mismo tiempo, tal elemento en su arco le pone el desafío de enfrentar su testarudez, abriéndose a escuchar a los demás, a reconocer que se equivoca, a crecer. Acto que lo volvería digno de levantar el Mjolnir.

El Dios del Trueno

Pero hablando del martillo, no podemos olvidar uno de los descuidos más notorios en sus personajes (además del hecho de que estos héroes no parecen tener más detonantes que su orgullo).

Este es el caso de Thor, quien parte su arco aprendiendo que la fuerza no lo es todo, a la vez que nos muestra los estragos de la guerra en nuestras mentes, a pesar de que su estoicismo trate de ocultarlo.

En paralelo, su personaje tocaría las relaciones familiares, arco que no es muy común en el mito del héroe (generalmente huérfano). Esto resulta muy bien, ya sea por la guía de sus padres, o los roces con Loki a causa de la envidia.

Pero todo este logro se mancharía con ese cambio tan brusco de tono, así como esa conveniente reducción de poder para vender juguetes, tal y como se dijo en las Gestiones del Staff.

Secundarios

Del resto de los Vengadores no hay mucho que decir, Clint y Natt son personajes discretos, y en Ojo de Halcón sigue pesando que solo sea de soporte, salvo quizá, por algunas escenas con Wanda, Viuda Negra, y su familia. Sin olvidar que su papel de Ronin fue más una anécdota.

Algo similar deriva de Dr. Strange, o de Ant-man, quienes, tanto sus relatos como sus arcos, resultan derivativos de Stark y Rogers. Es decir, un ególatra malherido adaptándose al cambio, y un diamante en bruto frente a un corrupto virtuoso. Ideas que pudieron tomar su propio rumbo, o bien, ser más sutiles.

Dicho rumbo, por lo menos sería expuesto en los Guardianes de la Galaxia. Desde Gamora y Nébula, denunciando las consecuencias del abuso, hasta Rocket y Yondu, que con su cinismo inspirarían a quienes fueron heridos, pero que hallaron el calor de una familia.

Esto mismo pasaría con Bruce Banner, quien pasa toda la saga con este miedo a su contraparte, hasta que, luego de la guerra, la asume como parte de sí. Y se libera.

Falencias

Pero claramente, dicho desarrollo no vendría a todos por igual, a pesar de que presentaran, durante sus cuadros, premisas interesantes.

Este es el caso de Drax, cuyo duelo por su familia lo inició como alguien imprudente, hecho que casi le cuesta la vida, pero que luego iría superando, para luego empezar guiños de un nuevo inicio con Mantis. Pero que en la Guerra del Infinito (2018) romperían con una contradicción que le haría retroceder (ya mencionada en la nota anterior).

Y en general, esto mismo viene a cuenta de los antagonistas de la saga, principalmente por lo planos y derivativos que resultaron en la práctica. Tales como Ronan, que al igual que los rivales de Iron Man su único fin es salir de la sombra de alguien. También Hela, o Ultron.

Y hablando de Ultron, qué desperdicio. Nada como jugar al genocida y querer montar un punto que ni siquiera argumentarás. Ultron es el lado B de Iron Man, pero queriendo tomarse en serio dentro de una caricatura. La misma que encarna a los seguidores de Dormamu.

Perfectamente desequilibrado

A estas alturas ya saben que Thanos juega con el discurso de Malthus, quien afirmaba que si la gente tenía muchos hijos (la clase obrera), los recursos podrían acabarse. Claro, sin considerar la distribución de los mismos, así como sus usos.

Cabe señalar, el único ejemplo que el Titán Loco tiene para su tesis es el fin de su planeta, pero que ignora el contexto que trajo fin a su mundo. Por ese motivo no puede afirmar que su plan sea certero. Sería como comparar un programa de un país europeo con sus resultado en Latinoamérica.

Los únicos villanos con un poco de sustancia serían Killmonger, primo de T’chala, y Buitre (de Spider-man), quien haría honor a su nombre al robar los restos confiscados del asalto Chitauri a Nueva York.

El primero pone en contexto las consecuencias del colonialismo en África y el maltrato contra su pueblo, a la vez que pone en énfasis el militarismo y las intervenciones gubernamentales. Mientras que Buitre, una señal a la clase trabajadora, y de cómo un hombre busca sobrevivir con lo que puede.

Pero ahora, hablando de Spider-man…

https://www.youtube.com/watch?v=wm4HhEB2qEs

Con un gran poder…

A diferencia de los otros, sabemos que el trepamuros tiene trayectoria, y una de sus principales consignas siempre ha sido la responsabilidad. ¿Habrá mantenido Tom Holland ese elemento en su encarnación? No.

El problema de esta versión es que lo introdujeron a los Vengadores de forma muy prematura, dando además por hecho que ya todos saben la historia, pero ignorando que es este origen lo que forma sus principios. Eso y, al querer hacerlo ver inocente, lo empujaron a tomar decisiones bastante imprudentes (por no decir estúpidas).

Sí, lo de la mochila es comedia, pero no cuando tu amigo lleva un material peligroso en su bolso, haciendo volar un ascensor, ni menos hacer algo tan tonto como alterar un traje que apenas entiendes. O peor, poner en peligro a decenas por una situación que ni controlabas.

El problema de este Peter es que intenta madurar demasiado pronto, e intentan proyectar la lección que debió aprender por el tío Ben, con Tony. Cosa que al principio no está mal, pero no cuando sale su secuela y, literalmente, comete los mismos errores. Y, lo más gracioso, él mismo se niega como héroe.

Comentario

Y estas serían las debilidades del MCU, que pese a que tener ideas legítimamente buenas, enfatiza que con solo luces y buenas peleas no basta; desperdiciaron personajes, escenarios o conceptos que le hubieran dado a la saga un sello único.

Aunque también es cierto que por separado cada una tiene sus logros, ya sea por sus personajes o por sus interacciones. Pero eso no quita que la experiencia se sienta a medias, más preocupada de fines mercantiles que de narrar una historia significativa.

Inevitablemente, esta historia continúa. No sabemos si para mejor, o si será más de lo mismo (solo que el Ratón ya tiene entre sus patas a los mutantes de FOX). El resto, lo dirá el destino. ¿Será acaso una visión renovada o solo otro anuncio de figuritas? Habrá que esperar.

Avatar
13 publicaciones.

Sobre Ezequiel Urrutia

Ezequiel Urrutia Rodríguez. Nació el 11 de Agosto de 1996 en la comuna de San Miguel, pero ha vivido toda su vida en la comuna de Lo Espejo. Se graduó de Cuarto Medio en el Centro Educacional Alberto Hurtado, donde comenzó a trabajar su primera obra literaria en línea, la llamada Idaina Sentoki: La Profecía del Lobo con Alas de Plata, obra publicada en la plataforma canadiense Wattpad, la misma donde se encuentra disponible su Remake mejorado Dovahgolt: El Lobo de Frizia. A mediados del 2019, publicó en físico, bajo el pseudónimo de Armin Valentine, su obra experimental Kairos, por parte de la editorial independiente Venático Editores. Y Marzo de 2020, publicó nuevamente en línea (por motivos humanitarios) la que pronto será su segunda obra en físico: El Beso de las Brujas, ya disponible en la plataforma de Wattpad de manera gratuita.