Inicio » Noticias » Cine y televisión » Reseña: Nadie sabe que estoy aquí

Reseña: Nadie sabe que estoy aquí

Con una profunda y emotiva historia, Nadie sabe que estoy aquí nos cuenta sobre la atormentada vida de una ex estrella infantil.

Tiempo de lectura: 5 minutos

Escrito por Marcelo Franco el 16/09/2020
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando...

Nadie sabe que estoy aquí es una película chilena estrenada en el 2020 a través de Netflix, la cual sigue la vida de una ex estrella infantil que vive recluida en el sur de Chile. Es dirigida por Gaspar Antillo y protagonizada por Jorge García, con Luis Gnecco, Millaray Lobos y Alejandro Goic completando el elenco.

Premisa

La historia nos cuenta la vida de Memo Garrido (Jorge García), quien de niño destacaba por su voz. Esto hizo que su padre le buscara una carrera en la música, llegando a realizar una serie de grabaciones en un estudio. El productor se mostraba interesado en sus dotes vocales, pero creía que el aspecto del niño no era el adecuado, por lo que le propone al padre usar su voz, pero no su rostro. Así es como Memo comienza a cantar para Ángelo, proyecto que se volvería un éxito. 

Memo vive con su tío Braulio (Luis Gnecco) en el sur de Chile, en una isla en el lago Llanquihue. Él lleva una silenciosa y solitaria vida, pero no por ello tranquila. No le gusta hablar ni tampoco que sea visto por otras personas, dejando ver un dolor que existe en su interior (y un recelo hacia el resto del mundo) por temor a verse expuesto. 

Un día su tío sufre un accidente y él se ve obligado a cruzar el lago para llevarlo al pueblo en busca de asistencia médica, por lo que se queda solo durante un tiempo. En este periodo comienza a interactuar con Marta (Millaray Lobos), quien se interesa de inmediato en él y se va abriendo paso a paso en el hermetismo de Memo, quien vive encerrado en su propia mente, en donde la realidad y los sueños suelen mezclarse con sus recuerdos, traumas y anhelos.

La película

El ritmo es contemplativo y pausado, por lo que nos topamos con planos hermosos que nos muestran los paisajes del sur de Chile, representando el estado emocional de Memo. Este posee muy pocos diálogos, los cuales no se echan de menos, ya que toda la narración de la película, en su conjunto, es sumamente expresiva. 

La actuación de Jorge Garcia es perfecta para el personaje; a ratos inquietante, mientras que en otros momentos es profunda y llena de ternura. Memo vive alejado de todos y no quiere ser descubierto.

En su interior existen traumas de su niñez, y esos pensamientos los mantiene ocultos, por lo que el peso de representar la personalidad del protagonista recae principalmente en la actuación, un puñado de palabras y una canción.

Conclusiones

Es una película muy emotiva y Memo es un personaje conmovedor. A través de su comportamiento podemos conocerlo sin necesidad que se nos diga mucho sobre él, ya que la película oculta más de lo que muestra. Esto no empaña la experiencia, de hecho, hace todo lo contrario; vuelve al espectador uno más en la historia.

– ¿Tú no hablai porque no te gusta no mas o porque tení un problema?
– ¿Qué problema?
– No sé, autismo…
– No hablo porque no quiero hablar.

A través de las secuencias, acompañamos al protagonista y somos testigos de cómo la soledad y el dolor lo han ido consumiendo durante años, hasta el punto de querer mantenerse alejado de todos los demás. No para ocultarse a él mismo, sino para ocultar su sufrimiento.

Hay libertades que se toma la película, como jugar con la realidad. En muchas escenas Memo confunde lo que es real con lo que está sintiendo, por lo que se dan saltos inmediatos entre ambos mundos. Este recurso narrativo nos sitúa aún más cerca de los sentimientos del personaje.

Esa dificultad para diferenciar qué sucede de lo que no, es el verdadero espíritu de la película. En todas esas secuencias, algunas oníricas y otras más metafóricas, se refuerza el desarrollo del personaje, lo que vuelve al espectador en un intérprete de la parte más íntima de Memo

Es una apuesta increíble para el cine chileno, un muy buen primer paso en lo que esperamos sea una nueva era de colaboraciones entre Netflix y nuestros creadores. 

Recuerda que puedes ayudarnos dando una pequeña donación.

¡Muchas gracias!

14 publicaciones.

Sobre Marcelo Franco

Soy una persona sencilla: me gusta leer, escribir y jugar.

X
No olvides leer nuestra última revista digital