Inicio » Noticias » Otros » Noticias » ¿Qué está ocurriendo en Activision Blizzard?

¿Qué está ocurriendo en Activision Blizzard?

El 20 de Julio se ingresó una demanda contra Activision Blizzard por una cultura de constante acoso sexual. Veamos qué pasó y qué se ha hecho.

Tiempo de lectura: 8 minutos

Escrito por J Martínez el 04/08/2021
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando...

El pasado 20 de Julio, el Departamento de Vivienda y Empleo Justo de California ingresó una demanda contra la empresa de videojuegos, Activison Blizzard, luego de una investigación de 2 años. En esta, se descubrió una cultura de “constante acoso sexual” frente a las empleadas de la compañía.

Horas después de esta demanda, numerosas empleadas (y ex-empleadas) han corroborado, por medio de Redes Sociales, esta información. ¿Cómo ha reaccionado la empresa y trabajadores frente a esto?

La investigación y la demanda

Lo expuesto por la investigación da muestras de esta cultura discriminativa. La demanda completa puede ser leída en The Verge, a través de este link. Entre muchas cosas que destacar, se encuentran las siguientes:

Muy pocas mujeres alcanzan roles importantes en la compañía. Quienes lo hacen ganan menores salarios, incentivos y compensaciones que sus similares masculinos…”

“Empleadas femeninas reciben un salario base menor, y también ganan menos que sus similares masculinos por un trabajo sustancialmente similar.”

“En la oficina, las mujeres son sometidas a “cube crawls” (ataques a sus cubículos), en donde los empleados masculinos beben grandes cantidades de alcohol mientras se acercan a sus cubículos, usualmente para tener conductas inapropiadas frente a las empleadas femeninas. Los empleados masculinos orgullosamente llegan a trabajar con resaca y juegan videojuegos en el trabajo por largos periodos de tiempo, mientras delegan sus responsabilidades a las empleadas femeninas, bromean sobre sus encuentros sexuales, hablan abiertamente sobre cuerpos femeninos y bromean sobre violaciones.”

“Las empleadas eran desalentadas de quejarse, ya que era sabido que la unidad de recursos humanos era cercana a los acosadores… No es sorprendente que las quejas de las empleadas fueran tratadas de manera superficial y despectiva, y no se mantenían confidenciales.”

Pero, sobre todo, la más repugnante es la siguiente:

“Los ejecutivos de alto rango y creadores se envolvían en descarados acosos sexuales sin repercusiones. En un ejemplo particularmente trágico, una empleada femenina cometió suicidio durante un viaje de negocios con un empleado masculino, quien llevó consigo tapones anales y lubricante.”

La respuesta de Activision Blizzard

La primera respuesta de la compañía fue redactada a varios medios estadounidenses como The Verge (en el mismo link señalado en la sección anterior). Entre varias cosas declaradas, es importante recalcar lo siguiente:

“El DFEH (Departamento de Vivienda y Empleo Justo) incluyó descripciones distorsionadas, y en muchos casos falsas, del pasado de Blizzard. Hemos sido extremadamente cooperadores con el DFEH en su investigación, proveyéndoles de extensa información y amplia documentación, pero ellos se rehusaron a informarnos qué problemas estaban percibiendo.”

En primer lugar, notar que se está negando lo que una investigación de 2 años ha encontrado. Segundo, es una locura que crean que los investigadores debían decirles lo que estaban encontrando. ¿Para qué lo querían?

La respuesta de los empleados

Por suerte, una multitud de empleados se expresaron en contra de esta declaración dada por Activision Blizzard. Según reportó Bloomberg, más de 2000 empleados actuales y pasados firmaron una carta en la que se rechaza la respuesta de la empresa, llamándola “aborrecible e insultante”.

A destacar el siguiente párrafo de la carta redactada:

“Categorizar las afirmaciones hechas como “distorsionadas, y en muchos casos falsas” crea una atmósfera en la compañía en la que no se les cree a las víctimas. También plantea dudas en cuanto a la capacidad de la organización para responsabilizar a los abusadores por sus acciones y crear un ambiente seguro para que las víctimas hablen en un futuro.”

Luego de la redacción de la carta, cientos de empleados de la compañía salieron a protestar fuera de las oficinas centrales en California, con mensajes como “Créanles a las mujeres”, “Nerfeen el privilegio masculino”, “Luchen contra los chicos malos en los juegos / Luchen contra los chicos malos en la vida real”, etc. Se estima que cerca de 500 personas participaron en las protestas.

Una segunda respuesta

Después de todo el rechazo que tuvo la primera respuesta, Activision Blizzard volvió a hablar sobre la demanda, esta vez con otro enfoque. La declaración completa se puede leer en el siguiente link. En ella, se reconoce que la respuesta inicial no fue buena y se comprometen al cambio a largo plazo, con acciones que se tomaran inmediatamente dentro de la compañía.

Estas acciones consideran apoyo a l@s emplead@s, sesiones de escucha, cambios de personal, cambios a las prácticas de contratación y cambios in-game.

Lamentablemente, al mismo tiempo que esta nueva respuesta era emitida, aparecieron nuevas acciones que la compañía estaba tomando. Entre ellas, la contratación de un bufete de abogados especializado en evitar (y destruir) sindicatos. Este mismo es usado por Amazon para evitar que sus trabajadores se sindicalicen.

Antecedentes previos

Queramos admitirlo o no, la verdad es que la industria de los videojuegos está muy atrás en muchos aspectos. Sin ir más lejos, el crunch es aceptado, y hasta considerado necesario en muchas compañías. En este tema en concreto, es imposible desmentir que la industria no lucha contra la desigualdad, abusos y acoso.

El mismo departamento de California ya había ingresado en 2019 una demanda contra Riot Games, en la que se les acusa de discriminación por género, acoso sexual y decisiones de pago. Mientras que Ubisoft ya ha tenido una historia de abusos, con directores despedidos por conductas inapropiadas y demandas hechas por sindicatos contra la desarrolladora.

Dentro de Activision Blizzard, lo sorprendente es que esto no haya ocurrido antes, ya que la compañía ha tenido (y tiene) cuestionables y repugnantes actitudes frente al tema. En el siguiente tweet, se puede ver un video en el que se burlan de una fan que preguntó si había alguna intención de crear personajes femeninos menos sexualizados en World of Warcraft.

Mientras que en el siguiente artículo escrito en Kotaku, se describe una suite en la que prácticamente se venera a Bill Cosby, personaje condenado por agresión indecente agravada y acusado de violación, asalto sexual provocado por drogas, agresión sexual, abuso sexual infantil y mala conducta sexual (acusaciones que solo son negadas por haber expirado).

El dueño de la habitación, Alex Afrasiabi, es el único mencionado explícitamente en la demanda, aludiendo a que durante un evento de la compañía (Blizzcon) él acosa a las empleadas femeninas, diciendo que quería casarse con ellas, tratando de besarlas y poniendo sus brazos alrededor de ellas.

Afrasiabi llamando a su habitación “Cosby Suite”. Imagen de Kotaku.

¿Qué podemos hacer los jugadores?

Como se mencionó anteriormente, lamentablemente esto no es algo nuevo en la industria. Aún más lamentable es que, a pesar de que han habido casos que, como este, han salido a la luz, las acciones tomadas han sido mínimas, con los acusados manteniendo sus puestos en la compañía sin ningún tipo de repercusión.

Sabiendo esto, ¿hay algo que podamos hacer? Pues sí, evidentemente.

Más allá de estar atent@s al desarrollo del caso, y de exigir que este se resuelva correctamente (aunque sea por medio de redes sociales), son varias las acciones que podemos tomar.

En primer lugar, podemos optar por dejar de jugar a juegos de la compañía. En particular, Call of Duty y World of Warcraft son dos de los juegos más populares de la industria, y una disminución en la base de jugadores se haría notar mucho.

Lamentablemente, no todos tenemos las mismas vidas. En ocasiones, este tipo de juegos es la única fuente de relajo o distracción que alguien puede tener. Pero aún puedes comprometerte a no meter dinero en estos juegos. No compres ese bundle en Warzone, no compres el pase de batalla de Cold War, no compres monturas en el WoW. Y, si es posible, cancela esa suscripción y anda a jugar Final Fantasy XIV.

Finalmente, recordar que Comiqueros no fomenta ni está de acuerdo con la piratería, pero hay ocasiones en que… bueno, ya saben.

Recuerda que puedes ayudarnos dando una pequeña donación.

¡Muchas gracias!

77 publicaciones.

Sobre J Martínez

23 años. Vegetariano y ñoño <3