Inicio » Cómics » Cómic Internacional » Spiderman y la Gata Negra: El mal que hacen los hombres, un crudo relato de Kevin Smith

Spiderman y la Gata Negra: El mal que hacen los hombres, un crudo relato de Kevin Smith

Kevin Smith nos entrega un arco potente de Spiderman y la Gata Negra recopilados en Marvel Must-Have de Panini.

Tiempo de lectura: 9 minutos

Escrito por Yerko Soto el 26/04/2022

Kevin Smith. Oh dios, el jodidamente magnifico lord KEVIN SMITH (Green Arrow, Marvel Knights: Daredevil) nos trajo allá por el año 2002 un arco fenomenal con el trepamuros Peter Parker y la sensual Gata Negra (Felicia Hardy), que en sus primeros números nos envuelve en una aventura muy entretenida, atrapante y misteriosa, cerrando en el número 3 con un final de infarto como pocos relacionados a Spiderman.

Luego de un hiatus de casi 4 años en el que quedamos con el corazón en la mano, Smith vuelve a la acción para cerrar de una vez “El mal que hacen los hombres” con un total de 6 números, generando un cambio en 360 a lo que veníamos viendo en los primeros tres números.

¡OMG! Un ansiado reencuentro ♥

Ahora, la historia que comenzó de manera bastante pícara, seductora y con un sinfín de humor de Spiderman se transformó en una centrada prácticamente en su totalidad a Felicia Hardy y el horror que vivió en su juventud, mostrándonos la crueldad y la impunidad que día a día viven tanto hombres como mujeres.

Como si lo anterior fuera poco, los “villanos” de turno en esta historia nos muestran lo crueles y crudos que pueden llegar a ser con sus enemigos con tal de ir escalando en la sociedad. Sin embargo, eso es poco comparado con el abuso reiterativo e indiscriminado que se da entre ellos.

Bueno, hemos divagado demasiado, es hora de entrar en detalle y ver qué nos depara este estremecedor cómic.

La falsa ilusión de diversión

Como se mencionó en un inicio, comenzamos el arco de manera bastante entretenida con el trepamuros haciendo lo mejor que sabe hacer, ¡contar chistes increíbles!… Ok, quizá eso no, pero sí atrapando delincuentes y ayudando a los uniformados.

Por otro lado, tenemos un vistazo a Felicia Hardy alejada de sus andanzas como la Gata Negra pero que, por motivos convenientes a la trama, termina volviendo a Nueva York y, eventualmente, terminaría aliada con Spiderman para resolver un misterio; una nueva droga ha llegado a la ciudad y se mueve entre grandes hombres y mujeres con poder, pero no deja rastro alguno de su ingesta, ya sea vía aérea, inyecciones o… bueno, ya saben, no deja rastro alguno de su consumo.

Una pareja realmente explosiva, ¿qué diría Mary Jane?

Peter Parker se siente personalmente responsable de esto, ya que uno de sus mejores alumnos ha muerto por sobredosis de esta misteriosa droga, mientras que Felicia Hardy, por su parte, anda en búsqueda de una mujer de quien sospecha también ha muerto por una sobredosis.

Tenemos ya el misterio, pero aún nos faltan muchas respuestas y, obviamente, los responsables.

Seguimos avanzando a carcajadas gracias al humor de Spiderman y la chispa especial que ambos personajes irradian en cada página, mientras buscan al (o los) responsables de esta droga. Tendremos enfrentamientos con algunos villanos y, poco a poco, iremos conociendo a quien está detrás de todo esto.

¡NOOOO!! FELICIAAAAAAAAAAA

De alguna u otra manera que no comentaremos, la pareja descubre al posible culpable; un personaje de la alta sociedad con un gran poder político entre los ciudadanos de Nueva York. Spiderman, sin tener pruebas fehacientes rechaza cualquier plan de acción hasta tener algo sólido que presentar. Sin embargo, la Gata y su carácter más directo va al grano y se enfrenta a este temido personaje, sin saber el terrible final que le acechaba: violación y muerte.

El gran hiatus de Kevin Smith

¿Se pueden imaginar lo que habrá sido para los lectores más acérrimos, los que van al día con sus lecturas semanales, un final tan trágico como el mencionado arriba? Seguramente, esta larga espera a más de alguno habrá dejado con ataques esporádicos al corazón.

¿Realmente Felicia Hardy habrá sido violada y brutalmente asesinada? Sólo para darles un respiro, ni la una ni la otra (uff). Entonces, ¿¡qué pasó, maldita sea!?… Bueno, veamos cómo se siguió desarrollando el arco.

Tras los sucesos finales ocurridos en la publicación número 3, nos encontramos con Felicia tras las rejas, culpable de asesinato del que se pensaba era el magnate de la droga misteriosa. Sin embargo, Felicia rechaza tal acusación.

Poco puede hacer para convencer a las autoridades, por lo que entra en escenario el Diablo Guardián: Matt Murdock, el mejor abogado del mundo Marvel (aunque no sé, igual podría ser Jennifer Walters, ¿no?) quien busca ayudar a Felicia para que diga que fue violada o, en su defecto, alegar locura temporal o incapacidad psicológica. Sin embargo, la respuesta de Felicia es categórica: Ese pedazo de mierda no me violó.

¿A alguien más le recordó a Alucard (Hellsing)?

Por la vía legal el escenario se ve complejo. Pero vamos, ¡para eso están los enmascarados! Tras convencer a Matt Murdock (a regañadientes y sacando en cara algunos cuantos eventos del pasado), Spiderman y Daredevil se infiltran en la Isla de Ryker para liberar a la Gata y poder esclarecer los asuntos. Pero el escenario se complica al aparecer un teleportador que es capaz de alterar psicológicamente a sus adversarios, por lo que ambos terminan a golpes mientras él se lleva a la Gata.

Al rato descubrimos que el teleportador no es nada más ni nada menos que el hermano “asesinado” por la Gata, quien nos cuenta su trágica y perturbadora historia desde que era un joven pisoteado en el colegio hasta convertirse en uno de los más grandes hombres con poder (junto a su hermano) que se haya visto jamás en la ciudad de Nueva York.

Uuuuuf papá, qué pareja más perfecta dios mío.

El abuso físico, sexual y psicológico realizado constantemente por su hermano convirtió a este hombre en alguien temeroso, con poca o nula capacidad para ejercer alguna opinión sobre absolutamente nada y que, debido a un hecho particular, terminó descubriendo que tenía ciertos poderes de teletransportación sobre sí mismo como sobre diferentes substancias. Es entonces que entendemos cómo era posible que la droga entrara en el cuerpo de las víctimas sin tener rastro alguno de ingesta en el cuerpo.

Dicho esto, aquella noche en que su hermano intentó violar y luego asesinar a la Gata fue la gota que rebalsó el vaso. Teletransportándose dentro del cuerpo de su hermano, este lo hizo explotar (literalmente) salvado así el pellejo de una drogada Felicia, alejándola de un cruel destino final.

Felicia, al escuchar su historia, abre su corazón e intenta razonar y ayudar a este hombre relatando el por qué decidió convertirse en Gata Negra. Nuevamente nos encontramos con una historia de abuso sexual y violación, de confundir el amor con obligación, las terribles consecuencias psicológicas y la enorme carga que llevan quienes de alguna u otra manera han sido abusados.

No comments… oh god, why!?

La caballería llega y Spiderman, tras un épico enfrentamiento, logra reducir al teleportador a pesar de los gritos de Felicia que tratan de impedir que Peter lo ataque esperando que el villano pueda, de alguna manera, enfrentar a la ley y rehabilitarse del enorme daño que su hermano le provocó.

Sin embargo, ya es tarde para él; se ha cerrado la única posibilidad de rehabilitación, y lo único que queda en su dañado corazón es la venganza.

Un amargo final

Como se puede apreciar, el arco termina dejando un gusto amargo como pocos. El tema central a tratar es algo que pasa día a día y, a través del cómic, se nos trata de mostrar y enseñar de alguna forma lo que está mal y las consecuencias de los actos que conllevan a cometer cualquier tipo de abuso sobre otra persona.

No es no.

Kevin Smith se tomó en serio la larga espera y volvió totalmente renovado para destruirnos moralmente, pero dejando un arco que quedó plasmado para la eternidad. Aunque si bien al terminar el tomo quedas cabizbajo, nos deja un final con algo de esperanza; lo peor siempre se puede superar con esfuerzo y dejando el pasado atrás para mirar hacia el futuro, siendo una persona mucho más fuerte y preparada para lo que se nos viene.

Por otro lado, el tomo dibujado por Terry y Rachel Dodson es sin duda alguna, fenomenal. Un trabajo de joyería que se siente totalmente coherente con el guion de Smith. Definitivamente te transmite un aire de estrés las escenas específicas para esto, en otras sientes la frustración y rabia del personaje, mientras que en sus primeros números somos parte de la felicidad y picardía de los personajes.

Definitivamente un arco digno para incluir en los Must-Have de Marvel y, claramente, tener en la biblioteca.

Sobre Yerko Soto

Mi nombre es Yerko Soto, tengo 33 años, soy Diseñador Gráfico y Programador. Fundé Comiqueros.cl en el año 2019 y me encantan los cómics, y videojuegos. Vivo con mi pareja y tengo dos hijos peludos que maúllan: Ricardo y Lorenzo.

  • Sígueme:

Te puede interesar

Encuentra toda la información que necesites de nuestro sitio aquí