Inicio » Noticias » Zona Oriental » Reseña a Dragon Ball Z ¡La Galaxia Corre Peligro!

Reseña a Dragon Ball Z ¡La Galaxia Corre Peligro!

Comentamos la doceava película de Dragon Ball, producida en 1993 por Toei Animation y dirigida por el gran Yoshihiro Ueda.

Tiempo de lectura: 5 minutos

Escrito por FanoPetrikov el 10/08/2020
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando...

Dragon Ball Z: ¡La Galaxia Corre Peligro!, como la conocemos en Latinoamérica, es la doceava película de la franquicia y la novena dentro de la saga de Dragon Ball Z. Fue producida por Toei Animation y estrenada en el Toei Anime Fair en 1993, junto con Dr. Slump: Con amor de la Aldea Pingüino y Yu Yu Hakusho: La Película. Su dirección estuvo a cargo de Yoshihiro Ueda, conocido por su trabajo con One Piece y Yu-Gi-Oh GX.

Argumento y Sinopsis.

Han pasado unos meses desde que Gohan salió victorioso de los Cell’s Game, eliminando por completo la amenaza de la tierra. Trunks del futuro ha vuelto a su espacio temporal, logrando aniquilar a los androides de su tiempo. Por otro lado, Mr. Satán se ha adjudicado la victoria, volviéndose el peleador más valioso de la tierra.

Trunks vuelve al pasado, con la buena nueva de su victoria en el futuro. Mientras transcurre su estadía en la tierra, el millonario Gyosan Money organiza un torneo, ofreciendo un premio millonario a quién avance en las etapas del torneo, derrote a los luchadores de la galaxia y se enfrente en la fase final contra el gran Mr.Satan.

Pero no todo sería tan fácil para los Guerreros Z, pues una pandilla de piratas galácticos ha huido de su prisión, debido a la muerte del Kaio del Norte en la batalla con Cell, y buscan dominar la Tierra. Aquí es cuando la película se pone buena y comienza la acción que tanto nos gusta de Dragon Ball Z.

Los Guerreros de Plata.

Los principales villanos de la película, son Los Guerreros de Plata, unos asesinos que viajan devorando mundos. Son los únicos sobrevivientes del planeta Hera, del Sector Dormideo, dentro del Universo 7 (se desconoce que pasó). Boujack (su líder) y sus compañeros, Bido, Gokua, Bujin y Zangya, fueron encarcelados en un planeta lejano por la fuerza de los 4 Kaios, pero con la muerte del Kaio del Norte, el hechizo fue roto y ahora volvieron a la libertad.

En la película, el Kaio del Norte comenta que la crueldad del Boujack sobrepasa a las del extinto namekiano Piccoro Daimao, y que su poder es inconmensurable. Sus guerreros no se quedan atrás, pudiendo derrotar con facilidad a la mayoría de los guerreros de la tierra.

¿Qué la hace una buena película?

Hay muchos factores que hacen muy disfrutable esta película, lo primero, es su linealidad de tiempo. Pasa de que muchas películas de Dragon Ball Z tienen un origen desconocido en el espacio tiempo de la serie, algunas ocurren antes de un hecho importante, otras después, otras entre medio, y nunca es claro el orden cronológico de los acontecimientos. Sin embargo, esta película, a mi parecer, es la más clara y bien posicionada en la línea temporal.

Segundo, la rapidez de la película. No dura más de 45 a 60 minutos, por lo que su desarrollo es maravilloso. Nos ofrece una versatilidad de avance y explicación paralela bastante rápida y objetiva, además de las perfectas divisiones de tiempo dedicado a la sensación del espectador. Los lapsus de risas están bien encajados con las partes de acción, y también a los enfocadas en generar emoción, como las clásicas entradas de Piccoro y Vegeta.

Tercero, la calidad de las peleas. Fuera de la batalla central de la película, las otras batallas que transcurren dentro son bastante buenas y se resuelven rápido. Ofreciéndonos cocer la emoción hasta hervir en la batalla principal. Trunks nos da una visión de un segundo protagonista dentro de la película, nuevamente haciendo el hincapié a la calidad del guerrero que vimos en la saga de Cell.

Cuarto: Gohan Super Saiyajin 2. Esto debe ser lo más épico de la película. Nuevamente, dándonos una continuidad en lo ocurrido durante la saga de Cell, Gohan consigue convertirse en un Super Saiyajin Fase 2 y entrar en este modo Berserk, por así llamarlo, donde las emociones desaparecen y la ira lo enceguece. Sin descontar la maravillosa animación que acompaña a tamaña presentación.

Conclusión

Si bien, soy fanático de la franquicia en general y le paso la lengua a todo lo que tenga que ver con Dragon Ball. Destaco esta película como mi favorita dentro de los períodos clásicos de Dragon Ball Z, por los motivos mencionados anteriormente, y porque siento que es la última en rescatar al Gohan que nos hubiese gustado ver madurar en la saga de Buu, con el concepto de guerrero Saiyajin como tal.

Más allá del poder alcanzado por este en otros estados de energía, el pensar lo que pudo haber sido Gohan en similitudes a Goku o Vegeta, hubiese sido maravilloso e incluso, podría haber tenido la herencia del protagonismo de nuestro amado Goku. Podemos hacernos una idea de esto con el Gohan del futuro de Trunks, rudo y dolido.

Por otro lado, siento que Boujack podría haber sido un personaje mucha más explotado para Dragon Ball, es tan buena la película, pero te deja con tantas ganas de más, que podría haber dado para una Saga dentro de la serie misma y no solo para hacer más material que vender. Independiente de esto último, se agradece un montón.

¡La Galaxia Corre Peligro! Es sin duda, una película que cualquier fan de Dragon Ball debe ver y admirar, en cualquier momento, ratos libres, viaje en el metro, tomando once, encumbrando volantín o comiéndose un completo, e incluso, en una cita romántica. Una MARAVILLA.

Recuerda que puedes ayudarnos dando una pequeña donación.

¡Muchas gracias!

78 publicaciones.

Sobre FanoPetrikov

26 vueltas al sol. Tratado de hilar la psiquis de los demás y la mía también. Lector por amor al arte, otaku y existencialista. La subjetividad está sobre nosotros. ¿O no?