Inicio » Noticias » Cine y televisión » Miedo a la Chilena: ¿Cómo salvarse del pacto con el Diablo?

Miedo a la Chilena: ¿Cómo salvarse del pacto con el Diablo?

Una serie web de 12 capítulos que rescata la tradición oral, cuentos y mitos del campo chileno: Miedo a la Chilena.

Tiempo de lectura: 4 minutos

Escrito por Nathy V. Contreras el 06/10/2021
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando...

Octubre invita al festejo con calabazas y tradiciones afuerinas. Pero aquí, en esta misma tierra largamente azotada y estrecha, en el campo, los antiguos aún tienen historias que contar sobre brujas, duendes y el mismo diablo.

Historias del campo

Financiada por el Fondart Regional de la Región de O’Higgins, Miedo a la Chilena (2013), dirigida por Christian Pino, junto con ilustraciones de Rodrigo Pardo, es una serie web de 12 capítulos de no más de diez minutos de duración, que rescata la tradición oral, cuentos y mitos del campo chileno.

Nos adentramos al Sur de Chile, en el Valle de Colchagua, entre plantaciones y cerros que abrazan la tierra húmeda. Bajo el alero de una guitarra suave, somos invitados a pasearnos por zonas en las que todavía es común escuchar el canto del Tue Tue, mientras se susurra sobre fortunas enterradas y pactos con el Diablo.

La propuesta es simple. De boca en boca pasaron las historias de antaño, y es dentro de ese mismo hábito que los relatos de esta serie son traídos a la vida por los llamados antiguos.

Como la abuelita lo contaba cuando se iba la luz y la lumbre era solo de vela. Como susurró alguien al oído que el Diente de Oro ronda por los cruces buscando con quien hacer trato. Como el cuchicheo entre amigos cuando querían ver quién era el valiente que invitaba a los chonchones a su casa o recorría el camino donde penaba La Llorona durante la noche. 

¿Cómo salvarse del pacto con el Diablo?

En cada capítulo habita un personaje, ya sea un duende celoso que araña y te tira del cabello, una bruja enrabiada disfrazada de animal o un Piuchén sediento de sangre. Al mismo tiempo en que cuentan lo desafortunado del encuentro con alguna de estas criaturas, se develan los secretos de cómo enfrentarlos. O a veces, más sabiamente, el cómo evitarlos y ahorrarse cualquier mal.

Por supuesto del que más se tienen historias es de un conocido jinete negro de barba en punta, garbo y porte elegante. Quien galopa como sombra en una carreta que no se puede ver, oyendo únicamente el relincho de sus imponentes caballos mientras saltan chispas a su paso, coronado por una carcajada siniestra resonando en el frío de la noche helando la sangre hasta del más valiente.

Claro está, al Cola de Flecha no se le puede insultar con un solo capítulo y es por ello que así comienza y termina Miedo a la Chilena: con las apariciones y pactos del mismísimo Diablo. Ahí se cuenta como, entre ritos y lugares donde no se alcanza a oír el canto de los gallos, puedes negociar y obtener de un día para otro una buena racha de fortuna metálica.

Podría pensarse que el que negocia su alma está perdido. Pero en el último capítulo se revela cómo algunos afortunados han logrado escapar de la deuda cuando el Mandinga viene a reclamar su parte.

En el camino, no solo aprendemos a tratar con el Diente de Oro. En otros casos, por ejemplo, aconsejan regar agua bendita de siete iglesias distintas para santiguar fortunas encontradas en los misteriosos entierros. ¡Y cuidado! Porque no se pueden gastar antes de un año, ya que la muerte y la miseria estarán esperando a la vuelta de la esquina.

Así como deshacerse de un duende enojado será un martirio para los amantes de la limpieza, hay que recordar que, al oír el paso de un Tue Tue, este jamás deber ser invitado a pasar al hogar u ofrecerle algo de comer o beber (a menos claro que usted se proponga mantener su palabra al día siguiente, cuando este brujo disfrazado de pájaro toque la puerta de su casa). 

La invitación está hecha, en este mes dedicado al misterio y el horror, a navegar entre nuestras propias criaturas e historias murmuradas por la noche.

Una mención especial al relato de Don Andrés (Juan Andrés Correa Orellana), declarado tesoro humano vivo, quién nos cuenta su encuentro con un brujo que iba de camino a la Cueva de Salamanca.

Para todos aquellos interesados en este submundo de seres extraños, los capítulos están disponibles en el canal de Youtube de Aqua Ideas TV, la plataforma cultural en la que se produjo la serie, así como también a través de CNTVInfantil

Recuerda que puedes ayudarnos dando una pequeña donación.

¡Muchas gracias!

12 publicaciones.

Sobre Nathy V. Contreras

Alguna vez asistente de arte :) Escritora nocturna Obsesión actual: "Good Omens" con tecito. Puedo recordar el nombre de un personaje que apareció 5 segundos en una caricatura , pero no el año en que estamos. Hellboy es mi pastor.