Inicio » Cine y televisión » La Rueda del Tiempo por Amazon: Primera Temporada

La Rueda del Tiempo por Amazon: Primera Temporada

La Rueda del Tiempo ya ha estrenado su primera temporada por las pantallas de Amazon Prime Video. ¿Será tan buena como los libros?

Tiempo de lectura: 7 minutos

Escrito por Lord Dragón el 01/02/2022

Ya están disponibles todos los episodios de la primera temporada de La Rueda del Tiempo en la plataforma Amazon Prime. Ha pasado un tiempo razonable para verla completa, analizarla, apreciarla como un todo y, por supuesto, realizar la infaltable comparación con la obra original.

Tras ocho episodios, con una duración media de 55 minutos, podemos afirmar con seguridad que a la serie le ha ido relativamente bien. Sin convertirse en el nuevo Juego de Tronos (como muchos la han querido vender) a nivel de audiencia, ha cosechado una más que aceptable sintonía; de hecho, por un par de semanas se ubicó en el primer lugar de programas más visto en los servicios de streaming (un logro importante), y las críticas coinciden en que es una buena serie sin llegar a obra maestra.

Lo primero a analizar es lo evidente: Las diferencias de la serie respecto de los libros.

La Rueda del Tiempo: Serie v/s Libros

Hay que iniciar aclarando que, si bien la adaptación conserva la esencia de los libros y a grandes rasgos la historia es la misma, ha incluido suficientes cambios o se han tomado las suficientes libertades creativas para causar que más de un fan acérrimo de los libros se enoje, y que otros alcen una ceja y se pregunten el porqué.

Es claro que, al ser un medio distinto, que maneja sus propios tiempos y emplea distintos recursos artísticos, es natural que se modifiquen ciertos aspectos al pasar del libro a lo audiovisual. Siempre ocurre y esta no es la excepción. Del mismo modo, no debemos olvidar la titánica extensión de los libros, que rondan las mil páginas en cada uno de sus catorce tomos. Es por eso que el guion televisivo debe condensar los eventos importantes y esparcirlos equitativamente para que cada episodio contenga la cuota necesaria de sucesos importantes.

No obstante, fuera de los cambios necesarios que ya mencionamos, la serie se aventura más allá y modifica aspectos que podríamos considerar relevantes y que se alejan bastante del libro. Por ejemplo la relación entre ciertos personajes, el pasado de algunos protagonistas, nuevas figuras o las ya conocidas por los lectores pero que aparecen en un contexto distinto al original, escenas importantes que simplemente fueron eliminadas, e incluso un par de reglas esenciales del mundo creado por Jordan que fueron corregidas en su totalidad.

En honor a la verdad, no todos los cambios fueron buenos o tienen una razón lógica de ser y un par de ellos parecen ser simplemente una falla en el guion.

Mientras los libros tienen ciertos momentos cómicos e interacciones lúdicas, debido a lo cual los personajes no se sienten excesivamente serios ni sombríos (de hecho, poseen un fuerte espíritu infantil que va disminuyendo con el pasar de los libros), la serie por su parte se siente oscura y adulta. Con batallas y muertes bien detalladas, pocos o nulos espacios de distención lúdica y en general una actitud de los personajes que tiene menos inocencia y familiaridad que en los libros. Acá se muestran todos muy graves y en constante tensión, en concordancia con la atmósfera y el tono que establece la serie.

Esta diferenciación con el libro no es realmente algo malo, ni tampoco bueno (salvo que seas un purista de las novelas). Es solo otro enfoque que emplea la producción para apuntar a un público de más edad y que ha dado resultado en otros shows de fantasía.

Si el espectador no ha leído los libros, no va a notar todos los cambios y puede que disfrute más de la serie que quienes sí los han leído.

Escenografía

Uno de los mayores aciertos de la serie es su apartado visual. Tiene unos escenarios y unos planos bellísimos, que realmente se ven bien y aportan a la inmersión dentro de ese mundo fantástico. La paleta de colores empleados en cada escena juega un rol fundamental para establecer el ambiente de la trama en la escena correspondiente y el estado anímico de los personajes. Un ejemplo de esto son las escenas fuertemente cargadas de blanco en momentos de pureza y de luz (como la torre de las Aes Sedai) o el tono sombrío cuando acuden los seres malignos.

Los paisajes son simplemente preciosos.  Cada escenario parece salido de una pintura y en su conjunto se puede sentir esa sensación de maravilla y asombro que evoca la fantasía.

En general, los efectos especiales o CGI cumplieron con su cometido y lucen relativamente bien en pantalla, pero hubo ciertos episodios donde fallaron rotundamente, que presentaron un nivel inferior a otros, perjudicando a criaturas tan importantes como los Trollocs, que se veían falsos en muchos momentos. La magia, esos flujos blancos de aire o energía que tejen ciertos personajes, no lucía mal, pero da la impresión que pudo ser mejor. Considerando el presupuesto y los detalles positivos que presenta la serie, la imagen de la magia no alcanza el nivel visual de otros componentes.

Actuación

La mayoría de los actores se desempeñaron formidablemente y encarnaron de forma satisfactoria a los oriundos de Dos Ríos. No hubo nadie que se sintiera desconectado del personaje original o que fuera diametralmente distinto. Tal vez el único que no terminó de convencer fue quien dio vida a Rand. Los actores que interpretaron a Moraine, Nynaeve y Mat realizaron una estupenda labor y se volvieron uno con su personaje

La acción

Desde el primer episodio tenemos batallas, persecuciones y diversas escenas de acción, como corresponde a una historia de fantasía épica en ambientación inspirada en lo medieval. Si hay algo que le dio dinamismo a la serie y tapó ciertos problemas argumentales fue la acción. No escasean las batallas sangrientas, muertes por doquier, batallas épicas con el uso de la magia, etc. El aumento de adrenalina tuvo su espacio en cada episodio y en justa medida. Hay imágenes que quedarán para el recuerdo, como el ataque de los Trollocs o la letal guerrera Aiel despachando enemigos mientras se encuentra a punto de dar a luz.

Opinión

En lo personal me ha gustado la serie. Tras ver el tráiler y las primeras imágenes (que no pintaban muy bien, para ser honestos), me surgió la duda de si estaría a la altura y si respetaría la obra original de Robert Jordan. Luego, cuando vi el capitulo uno, mis dudas se disiparon y pude apreciar de inmediato la seriedad y voluntad de hacer las cosas bien que demostró Amazon Prime. Me convencieron sus bellos paisajes, sus buenos efectos especiales, sus excelentes actuaciones y su sobresaliente tratamiento de la trama.

Además, me entretuvo bastante y me vi con ansias los capítulos siguientes. Lamentablemente, esa gran calidad no fue algo constante y ciertos episodios presentaron un nivel bastante inferior e hicieron que la serie se sintiera a ratos como si se hubieran apresurado a terminarla, no siendo del todo prolijos con la edición. En especial el octavo capítulo me dejó con un mal sabor de boca y terminó por bajar mi apreciación de la obra.

Si ponemos todo en la balanza, diría que los pros sobrepasan a los contras. A pesar de sus evidentes fallos y problemas logra contar una divertida, fantástica e intrigante historia.

De todas maneras, hay que tener en cuenta que si hacemos una comparación minuciosa de la serie con los libros nos llevaremos más de un dolor de cabeza. Por otro lado, si la vemos pensando que nos encontramos frente a una re-imaginación de la historia original, se puede hacer mucho más llevadera y terminaremos disfrutándola.

Espero con ansias la nueva temporada, porque tiene mucho potencial para mejorar y podríamos llevarnos una grata sorpresa.

Esperemos que la segunda temporada, que ya está en rodaje, se tome el tiempo necesario para corregir los errores y darle a la serie el tiempo que necesita para trabajar la trama correctamente. Sin dudas es una buena serie, con mucho potencial para mejorar en temporadas venideras.

Te puede interesar

Encuentra toda la información que necesites de nuestro sitio aquí
X