Inicio » Noticias » Cine y televisión » Jessica Rabbit: sensualidad y asexualidad

Jessica Rabbit: sensualidad y asexualidad

En los últimos años, se ha discutido sobre la posible asexualidad de Jessica Rabbit, quien se ha convertido en un ícono para la comunidad

Tiempo de lectura: 4 minutos

Escrito por Pía Marian el 08/06/2021
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando...

Aparecida por primera vez en Who Censored Roger Rabbit? en 1981, su fama explotaría con la película Who Framed Roger Rabbit?, que sería estrenada siete años después del cómic. Basada en el personaje del corto Red Hot Riding Hood, es bastante evidente que Jessica Rabbit está diseñada como un ícono sexual.

Sin embargo, en los últimos años, la señora Rabbit se ha convertido en un símbolo para la comunidad asexual. ¿Cuál es el motivo y qué repercusiones tiene para la representación de la asexualidad en caricaturas?

Yo no soy mala, es que me han dibujado así 

Las referencias del personaje son bastante claras, tomando elementos de varias sex-symbol de la época para hacerla tan atractiva como sea posible. Su ropa, paleta de colores, gestos y forma de moverse es, evidentemente, una forma de hacerla tan sexy como sea posible.

Sin embargo, rápidamente saltan a la vista dos cosas bastante importantes: la forma en que Jessica percibe al resto y su relación con Roger.

A pesar de que otros personajes (incluido el mismo Valiant) no paran de sexualizarla y recalcar lo atractiva que es, ella jamás parece interesada físicamente en nadie, ni siquiera en su mismo esposo. Pues, aunque Betty Boop haga el comentario que Rogger es atractivo, ella jamás dice algo semejante.

Más allá de lo incómodo que pueda ser imaginar a una mujer intimando con un conejo humanoide (por lo que podría asumirse que no tienen vida sexual), es bastante claro que el único personaje que no está interesado sexualmente en Jessica es su esposo. Esto queda al descubierto en la carta que le escribe:

“Querida Jessica, como te adoro, ¿quieres saber cuánto? De aquí a la luna, de aquí de aquí a marte, de aquí al sol; cuanto te quiero”. 

Por su parte, la respuesta de la mujer ante el cuestionamiento sobre qué ve en su esposo, es “me hace reir”. Todo cuanto le atrae de Rogger es su personalidad.

Asexualidad en caricaturas

Mientras que otras orientaciones sexuales han ido ganando terreno en lo que vendría siendo la representación, son muy pocos los personajes que pueden considerarse dentro del espectro asexual y mucho menos que el tema se haya tratado directamente en la obra.

En este sentido, aunque claramente Todd, de Bojack Hoseman, es un personaje cuya asexualidad está retrata de mucha mejor manera que en ¿Quién engañó a Rogger Rabbit? y tiene más repercusiones a lo largo de la historia, hay algo que hace más interesante a la cantante: lo subversiva que es su personalidad.

Las escasas apariciones de personajes asexuales en animación (como el mismo Todd o Peridot, de Steven Universe) comparten un patrón común: su falta de interés en el sexo se encuentra acompañada de una personalidad infantil, como si algo en ellos no terminase de madurar del todo. A esto se le suma una gran falta de interés en lo físico y la belleza en general.

En cambio, como ya se mencionó, la señora Rabbit es físicamente preciosa y se encuentra diseñada para ser sexualmente atractiva. Incluso dejando de lado ese detalle, su personalidad es bastante coqueta, sabe cuán llamativa es y no teme utilizarlo para proteger a Roger cuando es necesario.

Esto rompe por completo con la imagen de una persona asexual como alguien desapegado a lo estético (a pesar de que son perfectamente capaces de tener apreciación estética) y que no puede querer sentirse atractivo a pesar de no estar interesado en el sexo. 

Conclusión 

Es bastante normal que la comunidad asexual carezca tanto de representación en series animadas; al fin y al cabo, a diferencia de los personajes bisexuales, pansexuales u homosexuales, no pueden darse a entender con un beso de fondo o un apretón de manos (algo que es un elemento común en la industria). 


A pesar de que Jessica Rabbit no es “canónicamente” asexual (a pesar de todo lo dicho), a su forma subvierte las expectativas debido a lo poco conocido que es el espectro y hace reflexionar al espectador sobre cómo la orientación sexual no es un rasgo de personalidad.

Recuerda que puedes ayudarnos dando una pequeña donación.

¡Muchas gracias!

72 publicaciones.

Sobre Pía Marian

Creo que desde siempre he sentido fascinación por las historias, sin importar el empaque en que vengan. Y por eso me encanta hablar sobre ellas. Editora freelancer, escritora amateur y miembro del staff de Comiqueros.

X
No olvides leer nuestra última revista digital