Inicio » Cine y televisión » Bullet Train – Reseña

Bullet Train – Reseña

Acción, humor, trenes, Bad Bunny. "Bullet Train", la nueva película del co-director de John Wick lo tiene todo.

Tiempo de lectura: 10 minutos

Escrito por Nicolás el 19/08/2022

Japón y Bad Bunny se unen una vez más, no para lanzar una reversión del éxito Yonaguni, sino para la última cinta dirigida por Daviv Leitch; Bullet Train. Protagonizada por Brad Pitt y con un gran componente de comedia, se perfila como un gran (y loquísimo) estreno de acción del año.

Basada en la novela “Maria Beetle” de Kōtarō Isaka, cuenta la historia de Ladybug (Brad Pitt), un mercenario a sueldo que recibe un simple trabajo, robar un maletín en un tren. Complicándose todo, termina envuelto en un círculo de venganza y sangre en el que no tiene mucho que ver.

Hablemos de dirección (y segunda unidad)

Tren Bala está dirigida por Daviv Leitch, ¿Quién es éste señor? Co-director de “John Wick” (2014) y director de Deadpool 2 (2018) y Atomic Blond (2017) entre otras. Ustedes dirán, “ah, interesantes y competentes películas de acción”, a lo que yo solo puedo responder: Efectivamente. Pero, ¿Qué vuelve tan interesante a este director y sus filmes?

Si bien Daviv Leitch mantiene una consistente carrera como director, su fuerte y en donde se concentra casi toda su experiencia es en la segunda unidad. ¿Qué es la segunda unidad? Heredado del sistema de producción en Hollywood, la segunda unidad es aquella encargada de grabar principalmente las escenas de acción de alguna película. También está encargada de planos de continuidad, escenas donde no aparecen los protagonistas, e incluso re-shoots.

(es un mundo mucho menos glamoroso que el que estamos acostumbrados a ver ligado a la gran pantalla, pero para aquellos que disfrutan del cine, la artesanía y los efectos prácticos, es un mundo fascinante)

La segunda unidad requiere de un director (generalmente distinto al director principal) con experiencia en escenas de acción, trabajo con dobles y stunts. En general, conocimiento específico sobre un área del cine sumamente particular (pero muy común). Son muchos quienes han desarrollado toda una carrera en aquella área y entre ellos… Daviv Leitch. Con más de 50 filmes encargándose de ésta área, que van desde “Figth Club”, hasta “Capitán América Civil War”, el hombre tiene experiencia.

Es muy distinto enfrentarse a un guión siendo un director de drama o siendo un director de comedia. El oficio y la expertiz los vuelve a todos perfectamente capaces de aproximarse a cualquier texto, pero ver a un director de segunda unidad, encargado de todo un proyecto de acción… es un gustito.

Ahora bien, la película

Bullet Train cumple con lo anterior. Un filme del género de acción con cariño hacia el tópico. Pero incluso con éste amor por el oficio en la sangre, la película casi se presenta a sí misma, o funciona mucho mejor cuando se piensa como una sátira. Tiene una pizca del germen de la autoparodia que le viene fantástico. Algo que solo puede aportar un conocedor del medio.

En la misma línea se encuentra el personaje de Brad Pitt. Es a través de sus ojos que vemos la historia, pero su presencia en todo el entramado casi que sobra. Su aparición en el conflicto resulta accidental, ocasional. Todas las tramas lo cruzan a él de manera tangencial, pero él concretamente no conoce a nadie (o no le conocen/recuerdan), solo tiene un objetivo, que se ve impedido por un círculo de venganza con el que él no tiene nada que ver.

La casualidad le viene bien. Brad Pitt no cruza su camino con todos los personajes porque él sea el elegido, o porque el destino lo quiso así. Es un personaje genial pero no tan genial, badass pero no tan badass, fuerte pero no tan fuerte. Todo lo que ocurre a su alrededor sí es mucho más importante, ético e impactante. Y con la correcta ejecución en comedia, funciona perfecto.

¿Mala Suerte?

El tono y ejecución de Bullet Train son bastantes justos, pero hay un elemento en particular que no brilla lo suficiente. Plantear al personaje principal como alguien que tiene “mala suerte”, contextualizado en una película de acción.

Es extraña la “mala suerte” del personaje. Que todo lo que lo rodee sea siempre muerte y desventajosas casualidades es algo radicalmente común en el género. Ésta poca fortuna deviene en situaciones a las que vinculamos directamente con éste tipo de filmes. 

Quizás se da por un intento de “justificar” la extra cotidianidad de los sucesos y pasaría desapercibido si no fuera por la constante mención a aquello, para que en el final se haga una reflexión al respecto. Otra posibilidad es lo viciado que pueda estar el género en la pantalla grande, y que en literatura, su medio original, ésta idea pueda llevarse de mejor manera debido al cambio de formato.

Benito Antonio Martínez Ocasio

La aparición de Bad Bunny mola. De verdad. Interpretando a “El Lobo”, uno de los mejores sicarios de Mexico que busca venganza por el asesinato de su esposa. Su aparición es intrascendente, incluso quizás innecesaria. Pero aporta en la construcción formal del relato (y es muy graciosa, digámoslo).

“Bullet Train” es una película que constantemente presenta personajes, que en su aparición van revelando información importante para la trama y que de apoco van organizando todos estos puzzles de incógnitas que va dejando caer. Bad Bunny es uno de los primeros que se presenta de ésta manera… (spoiler en 3..2..1) y unos de los primeros en morir.

Su aparición se da junto a un fabuloso flashback donde conocemos su vida, sus motivaciones para estar en ese tren, su tragedia, empatizamos con él. Queremos ver más de él, la ejecución le da importancia, le dice al espectador; “hey! este personaje es importante, tiene un flashback y un pasado triste”. Acto seguido (spoiler en 3..2..1) el personaje muere. Brillante.

Bullet Train

En definitiva Tren Bala termina siendo una ocurrente película de acción. No estamos frente a una joya como “Die Hard” pero se defiende bastante bien. Acompañada de palomitas y bebida, no deja de ser un panorama sumamente disfrutable.

Teniendo un componente oficioso dentro de ella que le otorga el suficiente carisma para resaltar sobre la media. Y dicho sea de paso, bastante buenas actuaciones. Brad Pitt se luce bastante en su rol de sicario que no quiere estar donde está. Pero con creces destaca Brian Tyree Henry interpretando a “Lemon”.

Con un entretenido relato, que constantemente nos llena de revelaciones e incógnitas. Un elenco envidiable y una interesante puesta en escena por parte de todo el equipo liderado por Daviv Leitch, “Bullet Train”, efectivamente, se perfila como un gran (y loquísimo) estreno de acción del año.

Te puede interesar

Encuentra toda la información que necesites de nuestro sitio aquí