Inicio » Noticias » Cine y televisión » Batman: La Máscara del Fantasma

Batman: La Máscara del Fantasma

En 1993, poco después del estreno de la serie animada de Batman, se estrenó Batman: La máscara del Fantasma, convirtiéndose en un imperdible.

Tiempo de lectura: 6 minutos

Escrito por Felipe Ignacio Pereira el 05/01/2021
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (4 votos, promedio: 4,50 de 5)
Cargando...

Si fuiste un niño en los 90’s, es probable que hayas visto Batman La Serie Animada, aclamada como uno de los mejores shows de animación de todos los tiempos, con 85 episodios transmitidos desde 1992 hasta 1995.

En 1993, a poco más de un año del estreno de la serie, llegaría Batman: la Máscara del Fantasma, estrenada en cines en la navidad de aquel año, cosechando buenos cometarios de los críticos y fans, aunque fue un fracaso en taquilla por la falta de promoción.

Aun así, el tiempo ha sido su mejor aliado volviéndose un éxito en formatos desde VHS, DVD, Blue Ray, VOD hasta servicios de streaming, ganándose el cariño de fans viejos como nuevos, convirtiéndose así, según muchos fanáticos, la mejor adaptación del mejor detective del mundo en el cine.

Poster oficial de la película.

La Premisa

Un extraño nuevo vigilante ha llegado a Gotham y ha comenzado a eliminar miembros de la mafia y en el proceso Batman es visto como el responsable de los asesinatos. Por otro lado, Andrea Beaumont, antigua novia de Bruce Wayne llega a la ciudad buscando a su padre ¿estará todo conectado?

A diferencia de varios reinicios de Batman en el cine, esta cinta no se enfoca en la muerte de los padres de Bruce, al contrario, a través de flashbacks nos muestra los orígenes de Batman como vigilante y cómo Bruce lidia entre la posibilidad de ser un hombre feliz o ser un devoto, fiel a su cruzada.

Fotograma del enigmático Fantasma.

Cada acontecimiento que tomó parte en el pasado es vital para entender las motivaciones de todos los personajes en el presente; Andrea buscando a su padre; Batman como vigilante; El Fantasma y su venganza, y de cómo el Joker está metido entre todo esto, formado una trama de misterio.

Estamos frente a un film Neo-noir

Visualmente, tanto la serie como esta cinta, nos evocan al género Noir del cine clásico, con un diseño de arte rimbombante con ese gusto de Art Déco, el vestuario también es coherente dentro del film, similares a los de Gilda o El Halcón Maltés marcando un estilo 40’s/50’s.

En términos argumentales también están presentes los arquetipos de personajes, tenemos al Detective (Batman), a la Femme Fatale (Andrea), y el misterio a resolver (¿Quién es? Y las motivaciones del Fantasma), estos se logran mezclar de forma fluida, conjugándolos en post del lore del film.

Fotograma de Bruce y Andrea rencontrándose tras una década.

No hablamos de una película de superhéroes como las que conocemos, es grandilocuente visualmente, pero no llena de acción desenfrenada. Tiene una historia que radica en su dramatismo minimalista, con un tinte de romanticismo trágico visto desde la carga interna de los personajes.

Voces

La voz de Kevin Conroy interpretando a Bruce logra ser encantadora y nostálgica, y más profunda, misteriosa como Batman. Dana Delany logra aportar una amalgama de tonos y emociones a Andrea, y Mark Hamill intimida con un voz esquizofrénica hilarante y psicopática del joker.

Tanto en la serie como en el film, la voz de Mark Hamill como Joker está en su esplendor.

Estos atributos son importantes, ya que aportan un capa extra a los personajes a través de sus entonaciones, brindando sentimientos que nos ayudan a entender la dinámica interna de cada uno de ellos.

Música

Al igual que en la serie de televisión, la compositora Shirley Walker vuelve a esta cinta, pero logra dar un upgrade al soundtrack, intensificando el misterio y la tragedia, haciendo una clara separación entre el tono del show y el tono más serio y maduro del film.

Entonces ¿es la mejor adaptación de Batman en el cine?

Personalmente, debo responder que está en una posición definitivamente alta, esto porque logra lo que la mayoría de las películas no ha logrado aún, mostrar la tragedia de Bruce, no la perdida de sus padres, sino el peso de su juramento hacia ellos.

Pero también nos muestra cómo Batman transita por la delgada línea entre ser el héroe o volverse su propio enemigo y perderse en un camino de venganza. El Fantasma, en ese sentido, es una metáfora de todo lo que podría haber sido Batman/Bruce y no es, para bien y para mal.

El Fantasma es el recuerdo que nos viene de tanto en tanto sobre las decisiones importantes que hemos tomado y que no podemos deshacer, ya sea en términos románticos o morales, cuestionando así si nuestra integridad es lo que en un momento pasado pensamos que sería.

Fotogramas paralelos entre Andrea Beaumont & Batman.

Batman: La máscara del Fantasma es un film que debe ser visionado tanto por fans y por publico casual. Más allá del personaje per se, lo importante es lo bien articulada de la historia y de cómo esta logra conectar con nosotros en diferentes niveles.

En 75 minutos logra poder adentrarnos a un mundo de opuestos matizados, no hay villanos solo por la sed de mal, ni buenos por querer hacer justicia, son las acciones que toman las que los llevan a escoger el destino que cimentan y esa línea borrosa es en la que inevitablemente todos transitamos.

Artwork de la adaptación en comic de Batman: Mask of the Phantasm.

Recuerda que puedes ayudarnos dando una pequeña donación.

¡Muchas gracias!

6 publicaciones.

Sobre Felipe Ignacio Pereira

Mi nombre es Felipe, soy ñoño por elección, escritor por pasión, realizador audiovisual por vocación. Me gustan los X-Men y Buffy. Hice mi primer fatality a los 7 años.