Inicio » Zona Oriental » ¿Es Fullmetal Alchemist: Brotherhood el mejor Shonen de la historia?

¿Es Fullmetal Alchemist: Brotherhood el mejor Shonen de la historia?

Un ligero análisis de una obra indispensable de Hiromu Arakawa, Fullmetal Alchemist Brotherhood, la segunda adaptación al anime de STUDIOS BONES.

Tiempo de lectura: 12 minutos

Escrito por FanoPetrikov el 21/01/2020

Antes que todo, aclararé un punto importante, no le vengo a declarar la guerra a nadie con esta pregunta, ni siquiera al primer no tan mal intento de serie de Fullmetal Alchemist, ni tampoco a otras series del estilo Shonen, sino que simplemente es una pregunta que me gustaría dejar en discusión y para eso, expondré mis argumentos.

Un Poco de Historia

Fullmetal Alchemist Brotherhood (2009) es la segunda adaptación que el STUDIOS BONES realizó al trabajo de la mangaka Hiromu Arakawa. La primera adaptación llamada “Fullmetal Alchemist” a secas, se realizó el 2003, con un apoyo constante de la autora mientras el manga aún se encontraba, lo que obviamente generó que el anime alcanzara al manga en su publicación.

FMA es un manga que ha generado un ingreso constante y sonante de yenes a Japón, año a año, aun siendo ya una serie finalizada. Este motivo explica por qué la productora no detuvo la publicación semanal de los capítulos, recurriendo a las siempre dos posibles opciones: rellenar o seguir tu propio camino, siendo esta última la decisión del estudio y su respectivo desenlace.

Por su lado, el manga siguió su camino con un constante éxito y no dejó de ser más interesante que la serie ya finalizada. Con el pasar del tiempo y con dos películas a su haber, el 2009, Studios BONES anunció una nueva publicación de FMA, está vez titulada “Fullmetal Alchemist: BROTHERHOOD”, aspirando a rehacer la historia 100% fiel al manga, que se encontraba a pocos meses de terminar. Así, con gran dedicación y mucha entrega, y ahora con una completa participación de la mangaka original en la producción, nace lo que hoy nos convoca. FMAB nació a meses de la finalización del manga, y terminó en paralelo con la publicación de este, haciendo una jugada redondita para los consumidores de la serie.

Preguntémonos… ¿Qué hace de un Shonen, un buen Shonen?

El Shonen se define como un género de manga y anime, enfocado a adolescentes de edaded variadas, que parten desde los 12 o 13 años. Si bien, Japón define al Shonen como contenido dirigido a hombres mientras que el Shojo sería dirigida a mujeres, acá en occidente no nos importa (I Love Sailor Moon <3). Siguiendo esta línea, el Shonen tiene que presentar tres características importantísimas y propias del estilo: Accióndosis humorísticas dentro de la trama (siempre por parte de un protagonista hombre) y Fan Service, es decir, dar lo que el consumidor espera, entre ello, personajes femeninos atractivos, power up y dosis de dolor emocional. Y por supuesto, tener un buen protagonista, lo que a FMAB no le falta.

Dejemos claro que todas estas características siempre están sujetas a cambios y va a variar dependiendo del estilo del mangaka, su historia e incluso sus orígenes culturales.

Full Metal Alchemist: Brotherhood

Alphonse y Edward Elric son dos hermanos que viven en Amestris, un país liderado por un Fuhrer, donde se usa el arte de la alquimia como arma de guerra. Después del abandono de su padre cuando aún eran pequeños, los hermanos se dedican al estudio y perfeccionamiento de la alquimia. Al pasar de los años, su madre Trisha Elric, fallecerá, motivo por el cual, en un intento desesperado por los hermanos para poder revivir a su madre, realizan el peor tabú de la alquimia: la trasmutación humana, generando que la ley más severa y primordial de la alquimia, la ley de equivalencia (lo que pido debe ser igual a lo que doy) le quitase a Alphonse su cuerpo y a Ed su pierna. Ed al ver esto, decide dar su brazo derecho a cambio del alma de su hermano, logrando sellarla a una armadura y comenzando así su viaje en la búsqueda de una piedra filosofal, que los ayudaría a conseguir sus cuerpos nuevamente.

La Trama

FMAB nos ofrece una trama realmente impresionante, jamás se queda sin acción, en ningún momento. Ambientada en una temática Steampunk, recurriendo al uso del vapor y los metales para el funcionamiento de la sociedad, nos trae a un país que se recupera de las cenizas de la guerra de Ishval. Las fronteras están resguardadas por el ejército, quienes viven hostilidades constantemente en los límites del país, mientras las fronteras viven guerras frías.

Bajo el lema del país “Un pueblo, un estado, un líder” la trama nos muestra una dictadura que se aplica de una forma donde el pueblo se muestra conforme. Hasta ahora todo bien, un país centralizado con una extraña calma.

El anime nos lanza años después de la pérdida de los hermanos Elric. Ed ya es mayor y es un alquimista estatal mientras que Al tiene ya la costumbre de su armadura. Se nos presenta un «villano», Cicatriz, con una sed de venganza, sin embargo no es la muerte de culpables lo que busa, sino que también busca verdades, afán común entre los alquimistas. El desarrollo del “arco” de cicatriz nos hace puente de inmediato a un caso aún más grande: los homúnculos y la piedra filosofal.

Acá es donde el desarrollo de personajes cobra una razón especial. Todos, absolutamente todos los personajes, tanto principales como secundarios, tienen un rol bien desarrollado, completamente relevante y bien explicado, se les da historia, motivo y finalidad a cada uno, siendo aún más importante: los villanos.

Es que FMAB tienen excelentes villanos que no son solo geniales por ser sensuales y poderosos, sino que generan las circunstancias idóneas para el entendimiento y el desarrollo de sus arcos y explicaciones históricas de la trama.

Su trama también recurre a la comedia en todos sus episodios, asegura sacarte sonrisas en todos los capítulos, así como también asegura mantenerte en el hilo de la historia constantemente, lo que me hizo terminar la serie en 2 días. Junto con esto, le agrega un cliché romántico leve, que nos da solo conclusiones personales de las relaciones entre los personajes, un excelente uso de los amoríos en el Shonen, todos sabemos lo que pasa, pero no es lo importante.

Personajes

Si bien, siempre se pueden hacer diferencias de importancias lógicas dentro de cualquier serie o novela, acá nos centraremos en los personajes más icónicos, pues, repito, en FMAB todos los personajes tienen una relevancia importante, independiente del tiempo que aparecen en la serie, si los matan pronto o tarde, todos son relevantes y es lo que hace de Fullmetal una excelente serie. Acá no nombraremos a los tres personajes principales, Ed, Alphonse y Winry:

  • Roy Mustang: El coronel Mustang es, quizá, el personaje secundario más relevante en la historia del anime. El alquimista de fuego carga con el peso de una alquimia única en su espalda (y en la de Hawkeye). Junto con Hugh notarán que el estado se ha vuelto un asco. Es el líder innato de la serie, se presenta ante los demás con un carisma único, además de ser una persona dispuesta a perder lo que sea necesario con tal de llegar a la verdad, sacándolo del cliché del personaje secundario (véase Vegeta, Killua, Seshomaru, Rukawa, etc), pues si bien, se muestra serio y orgulloso, es el idealista detrás de la serie, toma un rol principal y su único fin no está centrado en su soberbia y orgullo, sino que está centrado en el bienestar de su nación y en la lealtad a las personas que más quiere.
  • Cicatriz: Es la reincorporación clásica del que llegó como villano y se fue como héroe. Pero nuestro villano se vuelve bueno no porque descubre la verdad del origen de la guerra de Ishval, se vuelve bueno porque madura emocionalmente su mentalidad respecto a lo anterior. Junto con esto, se da cuenta que la venganza no le traerá lo que él necesita de vuelta y entiende que apoyar a un grupo puede traerle más cosas a favor que hacer las cosas solo. Cicatriz no solo es un aporte más al grupo, el es el puente a una victoria urgente dentro de la serie.
  • Izumi Curtis: La mamá adoptiva de Ed y Alphonse.  Todo lo que ellos saben, lo saben por ella y su constante adoctrinamiento para enseñar. Izumi no es solo un sacrificio que usarán, también es un personaje que ha visto la verdad. La relación de respeto que los hermanos Elric tienen hacia ella va más allá de la responsabilidad de cuidar de ellos, nos muestra que el agradecimiento por el conocimiento es el único alimento que realmente nos durará toda la vida. Es un personaje con sus propios sufrimientos y penas, ayudando a que la trama sea excelente.
  • Van Hohenheim: Es el padre de los hermanos Elric y, sin duda, el tercer personaje más importante de la serie. Es el inicio y el fin de la trama, generador de la crisis. El sufrimiento de Van es incomprendido usualmente frente a los espectadores, pues es más fácil culpar. Pero una cosa es comprendida por sobre las preferencias, es Van quién nos enseña que nuestros errores y el peso de sus consecuencias pueden ser remediados y, lo más lindo aún, la separación sin distancia de la muerte, tarde o temprano, acaba.
  • Los villanos: Son una exquisitez de personajes, cada pecado capital encarnado en seres con apariencias de sus nombres. Son los encargados de engendrar el mal dentro de las vidas de nuestros protagonistas. Detrás de cada uno existe una historia aún más triste que les da motivo a su capacidad de resistencia. Los Homúnculos son, finalmente, los peores deseos de la humanidad.

La Ley de Equivalencia, los juicios y “LA VERDAD”.

La ley principal de todo alquimista es la ley de equivalencia. Todo lo que yo descompongo y compongo, materialmente, debe ser aplicado entregando algo de igual equivalencia a lo que quiero recibir. En la ley de los alquimista está prohibido la realización de la transmutación humana, el buscar revivir a alguien. Tabú que los hermanos Elric atraviesan, motivo por el cual pierden sus cuerpos.

En el momento de la transmutación el alma es llevada a un lugar hecho de nada, donde ves a la “VERDAD”, quién te enjuicia y da resultado a tu alquimia. El Juicio de la verdad es imparcial y no busca realmente un culpable o un intencionado, solo la literalidad. Sus juicios están aferrados a las consecuencias de los deseos. Al, por ejemplo, solo buscaba sentir el calor de su madre y por ese motivo perdió el cuerpo, o Mustang, quien sin deseos de hacerlo, perdió su vista al ser un visionario en el futuro de su nación.

La equivalencia es lo que busca la verdad y lo que mantiene a los humanos o seres terrenales separados de Dios. El Homúnculo, por otro lado, cuestiona la verdad.

Esta filosofía omnipotente nos muestra el rango al que pueden llegar las obsesiones y los deseos mundanos, en un juicio imparcial, nos muestra que el destino o Dios no son los culpables de nuestras desgracias como humanos, nosotros solo recibimos lo que nos merecemos.

Elric le gana a la verdad, comprendiendo la forma en que ésta ve las cosas, pues está dispuesto a entregar su sabiduría a cambio del cuerpo de su hermano, pero, ¿estás dispuesto a perder tu conocimiento y sabiduría? Responde alejado de los valores mundanos y llévate todo lo que quieras.

El Dibujo y la Música

No hay mucho que discutir acá, FMAB tiene mucho mejor definición de dibujo que la primera versión de FMA. Si bien, son 8 años de avance en el diseño de anime, también habla de una mayor dedicación para la producción, este es el plus de hacer un trabajo audiovisual con el apoyo de su autor cuando de adaptaciones se trata, pues el dibujo y el arte incluye la emocionalidad de éste y sus intenciones interpretativas, que podrían difuminarse lo suficiente como para que la producción erre y nos brinde un dibujo que derechamente no es.

Lo segundo es su música de OST, que es simplemente maravillosa. El trabajo hecho por Michiru Oshima nos brinda una ambientación que nos puede explicar muy bien la emocionalidad de los momentos. Junto con esto, los openings y endings juegan un rol fundamental. Fue sensato que las producciones de FMAB en Latinoamérica (al menos) mantuviesen sus versiones en su idioma original.

Es muy importante lo que nos puede brindar un buen video de introducción, que nos muestra bosquejos de lo que se viene y nos presenta la intensidad que vive el arco. Es cosa de ver el primer opening, acompañado por Again de Yui, donde se muestra la aparición de los homúnculos, lo que pasó con los hermanos y los personajes que nos acompañarán en la historia, con una letra acorde a lo que presenta la serie “las lágrimas no borran sus pecados”, así como el último opening, donde el grupo SID acompaña el video con su canción Rain, donde se puede notar que casi todos los personajes lloran y los que no, sienten, da un aspecto de cansancio, el gris de una ciudad de cemento bajo la lluvia y lo oscuro que está todo, acompañado con el constante cuestionamiento  “¿Cuándo dejará de llover?”.

En Conclusión

Podríamos seguir hablando de FMAB hasta el cansancio, comentando los recursos históricos que usa la serie, los nombres utilizados para poder desarrollar algunos lugares y personajes, las historias detrás de los orígenes de las piedras filosofales, las conceptualizaciones de Dios, las quimeras y los orígenes de las ordenes mundiales. Siempre queda mucho por hablar, pero esto es solo una pregunta para quienes ya la han visto puedan hacer un nuevo análisis con otro punto de vista, y para los que no, véanla y pregúntenselo.

Respecto a la serie, queda una cosa clara, lo que nos pase en la vida es resultado de nuestro propio actuar, todo trae consecuencias en todos los ámbitos, nuestra existencia está atada como una cuerda que hace eco en la eternidad. Podemos resolver cualquier cosa, menos la muerte.

Hay que entender que todo tiene una equivalencia, pero el amor que nos merecemos y que sentimos, no tiene equivalente alguno, aunque a veces, solo sea un recuerdo.

Punpunia.cl

Sobre FanoPetrikov

Filosofía barata, teoría sin fundamento, creador de inutilidades, escupidor de tonterías, dependiente emocional, una persona muy desdichada.

Te puede interesar

Encuentra toda la información que necesites de nuestro sitio aquí
X