Inicio » Literatura » No hay justicia para Carrie – segunda parte

No hay justicia para Carrie – segunda parte

¿Qué necesitan las películas para ganarse el título de buena adaptación? Un análisis sobre las tres adaptaciones a la pantalla sobre Carrie de Stephen King

Tiempo de lectura: 6 minutos

Escrito por Ally el 18/06/2020

Este artículo contiene muchos spoilers. 

¿Importa que una película sea fiel al libro, aunque esta sea excelente? Es una pregunta que hemos intentando responder desde la parte anterior (aquí les dejo el enlace para que la revisen), en la cual analizamos, desde una perspectiva muy personal, la adaptación al cine de 1976 de Brian De Palma. 

En esta segunda parte intentamos responder esta pregunta a través de la adaptación para televisión de Carrie, dirigida por David Carson, estrenada el 2002. Se caracteriza por ser más similar al libro, entre otros detalles que veremos más adelante.

Cabe destacar que, gracias a la película de 1976, se creó todo un imaginario sobre cómo es la historia. Y debido a que es un clásico de terror, desde el estreno de esa obra, se vuelve imposible no comparar todo lo posterior con esa adaptación, incluyendo la del 2002. 

La versión de Carson contiene escenas que muchos hubiésemos querido ver en la versión del 76’, pero que no se pudieron filmar debido a la tecnología de esa época. Por ejemplo, la escena de las piedras cayendo en la casa cuando Carrie era pequeña, mucha levitación de objetos, una muy gráfica animación de cuando Carrie le detiene el corazón a su madre, ver todo el pueblo explotar, entre varias cosas. Los fans lo agradecemos mucho, pero… existen muchos problemas con esta película. 

Primeramente, tenemos la actuación de Angela Bettis, quien interpreta a Carrie. La sobre-reacción de la actriz, en muchas escenas de la película, la hicieron quedar muy por debajo en comparación a Sissy Spacek. Se podría decir que es gusto personal, pero en verdad esta fue una de las más grandes críticas que se le hizo a esta película.

Otro detalle importante son las interacciones de Carrie con los demás personajes. Sabemos que la protagonista es una chica con poca personalidad, introvertida, y que no es buena interactuando con los demás. En cambio, en esta película se dan varias escenas donde Carrie conversa con otros personajes como Sue y Chris, donde se ve que no le cuesta entablar conversación, llegando a utilizar hasta sarcasmo con ellas y reprochándoles ciertos comportamientos. 

Esto crea una diferencia crucial con la Carrie original, dejando atrás esa imagen que genera empatía e, incluso, dejándola como alguien que aparenta ser introvertida y que, realmente, no quiere compartir con los demás.

Además, cuando están en la fiesta, la misma chica que le dice a Carrie que su vestido es hermoso, le da un golpe en el trasero diciéndole que “se ve caliente”, dejando una extraña sensación en el aire muy incómoda. Se ve que están intentando modernizar el comportamiento de los adolescentes ya que el filme se adapta a los 2000, pero queda fuera de contexto con la trama. Se nota la influencia del cine slasher. 

Ahora, esto no quiere decir que sea algo malo el actualizar la época, pero queda afuera el género de terror puro que caracteriza al libro, bajándole el perfil al comportamiento de bullying y maltrato al que Carrie está expuesta. Se vuelve una película de ambiente liviano y que no parece tomarse en serio a si misma.

Seguido a esto, vemos el comportamiento de Margarett, el cual es un personaje crucial en la historia. Esta vez es interpretada por Patricia Clarkson y su actuación es una de las mejores cosas de la película. Pero comparada con la Margarett del libro y de la película del 76’, no es tan violenta. 

Si hay algo que es esencial en la madre de Carrie, es la violencia hacia su hija. Los golpes, gritos y diálogos son momentos inolvidables, pero a pesar de que en esta película son fieles con las líneas, quedan bastante opacadas por la poca violencia que usa Margarett, quitándole un poco el peso a lo mala madre que es, y dejándola “un poco” menos loca de lo que realmente es. 

Puede ser algo de gustos, pero este personaje claramente tiene un problema psiquiátrico, y en esta película solo pareciese tener mala actitud, además de ser una fanática religiosa que golpea a su hija. Fuerte, pero no lo suficiente. Aquí dejo una escena:

Aunque no todo puede ser malo. Como vimos en el video anterior, se intenta integrar el formato de “investigación policiaca”, el cual es crucial en el libro. Vemos cómo fue que los policías y científicos tomaron el caso de Carrie White después de que todo había pasado, integrando entrevistas a Sue Snell por entremedio de toda la película, y algunos momentos con otros compañeros. 

Además, está presente la intención (en la investigación) de relacionar a Sue con lo que Chris y su novio hicieron, algo muy importante en el libro, que siempre se puso en duda, siendo un detalle interesante. Pero lo realmente decepcionante es que esto se entrelaza con el final. 

Un descenlace desastrozo 

Lamentablemente debemos llegar al final de esta película, el cual arruina todo lo bueno que intenta hacer desde un principio. 

Vimos como Carrie asesinó a todos en el baile después de la horrible broma que le hicieron, en medio de un momento frenético y digno de un slasher (aunque no sea su género). Camina por el pueblo, destruyéndolo por completo. Asesina a Chris y a su novio. Llega a su casa, se mete a la tina y su madre la intenta ahogar, pero ella le aprieta el corazón con sus poderes, asesinándola de inmediato mientras agoniza bajo el agua… 

Y llega Sue. Si, llega a sacarla de la tina y a darle respiración boca a boca, salvándole.

Carrie sobrevive.

Una parte importante del libro es esta empatía que Sue sentía por Carrie, la cual aprovechan en esta película, pero exagerándolo. Lo triste del final original es que Carrie no puede vivir esa vida que tanto quiere experimentar, y ver a Sue empatizando con ella, viéndola morir, mientras siente en carne propia cómo ocurre, crea esta reconciliación entre los personajes.

Aquí eso se sobre-explota, para dejar a Sue como la salvadora, quien ayuda a Carrie (con peluca) a fugarse del estado, así ella puede vivir esa vida, libremente. 

Personalmente, me arruina la historia de una manera excepcional. Este final se aleja totalmente de lo que la historia original quiere expresar y, aunque se vea como una adaptación muy libre, ¿Carrie obtendrá la justicia que merece, siendo fugitiva toda su vida? ¿Podrá cargar hasta la muerte el haber asesinado a todos, perdonándose? 

Parece una carga mucho mayor de la que podrá soportar. 

Puede que sea la peor adaptación actual de este libro, pero siempre es preferible que el espectador juzgue, así que invito a que la vean si no lo han hecho. Les dejo el trailer:

Para terminar, nos queda solo un filme por revisar. ¿La del 2013 estará a la altura como adaptación? Lo veremos en la tercera parte de esta nota. 

Si te interesa leer sobre Stephen King y las adaptaciones de sus obras, en Comiqueros hemos hecho varias notas de las cuales dejamos el link.

Te puede interesar

Encuentra toda la información que necesites de nuestro sitio aquí